Estupor, dice El País de Madrid, causó ver, en la primera conferencia de prensa del Ministro de Relaciones Exteriores de Irán,  a las mujeres periodistas realizando sus tareas en el piso mientras los hombres asistentes se mostraban cómodamente sentados en sillas y sillones. La periodista Mercé Rivas Torres del diario español dice que la escena no causa sorpresa. Añade:” Irán es en estos momentos uno de los países que más periodistas y blogueros tiene en sus cárceles. Según la clasificación realizada anualmente por Reporteros Sin Fronteras, de los 179 países estudiados, Irán ocupa el 174. Tras dicho país sólo están: Somalia, Siria, Turkmenistán, Corea del Norte y Eritrea. Una de las periodistas que conocen bien las cárceles es Fariba Pajob, redactora  de varios periódicos reformistas y antigua colaboradora de Radio France Internationale, que volvió a ingresar en prisión el pasado junio y está confinada en una celda de aislamiento en la sección 209 de la prisión de Evin, controlada por el ministerio de Inteligencia. Desde su detención, en 2009, en la que pasó 120 días incomunicada, Pajob se encuentra en una situación delicada de salud y ha estado recibiendo tratamiento médico durante más de un año”.

Leer más