“Fuimos violadas… todo eso pasó…si no fue así dónde están nuestros esposos, que no sabemos dónde están”, dijo ante un tribunal en Ciudad Guatemala la indígena Demesia Yac, de 70 años, una mujer  q’eqchí, que habló en representación de 11 mujeres. Denunció haber sido violada y su esposo hecho desaparecer durante la guerra civil”, informa el diario Prensa Libre.

El testimonio de esta mujer ante un tribunal en Guatemala forma parte del caso de 11 mujeres indígenas que denunciaron haber sido sometidas a esclavitud sexual en la base militar Sepur Zarco, El Estor Izabal, donde fueron obligadas a cocinar y lavar y fueron ultrajadas por los soldados entre 1982 y 1983 durante el conflicto en este país.

Hoy habrá sentencia por parte la juez Jassmin Barrios quien en 2013  impuso 80 años de prisión por genocidio al exdictador Efraín Ríos Montt.

 

Leer más