PuroPeriodismo.com/Foto Dirección Migración

Un total de 47  trabajadores extranjeros, entre ellos, salvadoreños, guatemaltecos, mexicanos y venezolanos, fueron detectados laborando en condiciones ilegales en empresas subcontratadas por Coopesa, anunció la Dirección General de Migración.

En la inspección se ubicaron 47 personas extranjeras quienes se encontraban trabajando de forma irregular en dos empresas subcontratadas por COOPESA, detectando salarios que van desde los $420 a los $1.300 semanales, agregó un informe oficial.

Dichas personas –añadieron– solamente contaban con el ingreso de turismo, estatus que no les permite realizar labores remuneradas, y no cuentan con solicitudes de regularización ante la Migración.

Oficiales migratorios, en conjunto con personal del Ministerio de Trabajo y la Caja Costarricense de Seguro Social realizaron la inspección en COOPESA, dedicada al mantenimiento y reparación de aeronaves, ante una serie de denuncias presentadas ante la DGME por trabajadores irregulares.


El objetivo de la inspección fue revisar el estatus migratorio de las personas extranjeras que laboran en la empresa, y con ello corroborar que en la misma esté laborando persona extranjero con los permisos de trabajo correspondientes, y además con todas las obligaciones que como patrono debe cumplir.

De comprobarse que COOPESA incurría contrataciones de trabajadores quienes se encontraban en el país de forma irregular, se expone a una multa que oscila entre dos y hasta doce veces el monto de un salario base, determinado por la gravedad de los hechos y el número de personas extranjeras encontradas laborando de forma irregular, advirtió el informe oficial.

A los 47 extranjeros se les decomisaron sus pasaportes y fueron citados a presentarse en las oficinas de Migración, donde se le intimaría para regularizar su situación migratoria o para salir del el país.