PuroPeriodismo.com/Foto Google Images

El costo final promedio de cada kilómetro de la nueva ruta Sifón, San Ramón-La Abundancia, San Carlos, ronda $12 millones, denunció la Unión de Cámaras.

La construcción de dicha vía, enfatizó el ente empresarial,  podría convertirse en una de las obras de infraestructura más caras e ineficientes de la historia del país.

El costo final de la ruta de casi 30 kilómetros, rondaría aproximadamente $383 millones de dólares. En promedio el costo por cada kilómetro de la vía alcanzaría poco más de $12 millones; monto significativamente mayor al contrato original y que demuestra una incorrecta administración técnica y financiera del proyecto, denunciaron los representantes de la Unión Costarricense de Cámaras y Asociaciones del Sector Empresarial Privado (UCCAEP), ante el Consejo de Administración del CONAVI.

“Estamos conscientes que la situación de la infraestructura vial en Costa Rica es deficitaria y que tal situación está generando una pérdida considerable para la competitividad del país, pero es nuestra responsabilidad hacer un alto y evidenciar que la falta de planificación y la ineficiente administración de los proyectos viales son factores que provocan esta situación”, sostuvo el presidente de UCCAEP, Franco Arturo Pacheco.

Mónica Navarro y Christian Campos, los dos representantes de UCCAEP ante el CONAVI, votaron de manera negativa, a una serie de propuestas planteadas por la administración del CONAVI para continuar con las obras, ya que las mismas carecían de un adecuado sustento técnico y financiero, agregó Pacheco.

Los $123,9 millones restantes que se proyectan para finalizar el proyecto son un supuesto, por lo que no existe seguridad que este sea el monto final a destinar para las obras faltantes. Queda la duda, de parte del sector empresarial, si los montos que se indican en una presentación que realizó la administración del CONAVI son estimaciones, lo cual no garantiza que no habrá en el futuro aumento en los costos de construcción, insistió UCCAEP.

Además, se desconoce la existencia de una partida específica para financiar el monto faltante y en medio de la situación fiscal del país, sería irresponsable aprobar recursos extraordinarios para un proyecto, cuyo costo final aún no es seguro.

La posición del sector empresarial, es que debe replantearse el proyecto y finalizar el contrato actual para evitar más riesgos de costo y tiempo, agregaron.

También objetan que existen tramos del proyecto que se encuentran en estudio en la Sala Constitucional, por lo tanto, hasta que la Sala no resuelva, están ante una imposibilidad de cumplir con la orden de la Contraloría General de poder finalizar con todas las obras.

“En virtud de los puntos antes mencionados, es que los representantes de UCCAEP ante el CONAVI, votaron negativamente a las propuestas planteadas por la Administración, ya que carecen de elementos técnicos-financieros esenciales para ejercer una correcta administración del proyecto. Votar afirmativamente dichas propuestas no solo sería irresponsable del sector, sino que se estaría en contra de la Hacienda Pública y del interés público”,  afirmó Pacheco.

No ha trascendido reacción oficial a la denuncia de UCCAEP.

  • Con información de Alejandra Madrigal Ávila ICCAsesores