Fuerte crítica a zigzagueo de Alvarado ante Maduro

291
  • Excanciller Manuel A. González denuncia que decisión de apartarse del consenso del Grupo de Lima  afecta posición de Costa Rica
  • Canciller Manuel Ventura atribuye a mandatario no apoyar declaración por riesgo de intervención militar 

Edgar Fonseca, editor/Foto El Nacional, Caracas

La repentina decisión del gobierno de Costa Rica de apartarse de la declaración del Grupo de Lima que exigió el lunes la salida inmediata de Nicolás Maduro, generó inquietud y fuertes críticas entre analistas y observadores.

El excanciller Manuel A. González fustigó que la decisión de la administración Alvarado es “extraña, desalienta, afecta nuestra posición y deja muchas dudas innecesarias”.

Ante la ola de críticas, el canciller Manuel Ventura atribuyó la decisión al presidente Alvarado.

“Conversando con él, él me dio la decisión de que Costa Rica no se sumaría a esa declaración, porque no quería confusiones en el sentido de que Costa Rica estaba apoyando una intervención militar”, justificó Ventura, quien es un férreo crítico del régimen de Caracas a quien acusa por crímenes de lesa humanidad.

La decisión gubernamental sorprendió a observadores y analistas.

Excanciller crítico

El excanciller González lanzó una fuerte crítica a la sorpresiva posición de la administración Alvarado.

“Costa Rica jamas puede apoyar una intervención militar en Venezuela y debe combatir activamente esa opción”, sostuvo.

“Sin embargo –agregó– eso dista mucho de tener posiciones claras en apoyo del pueblo venezolano”.

“La baja representación en la reunión del Grupo Lima ayer y no suscribir la declaración, extraña, desalienta, afecta nuestra posición y deja muchas dudas innecesarias”, destacó.

“Los dos argumentos esgrimidos por nuestra Cancillería son débiles”, enfatizó.

“La forma en que debe darse la ayuda humanitaria: ante la gravísima situación que afronta el pueblo desde hace mucho tiempo, la forma no debe ser excusa para afrontar la sustancia”, puntualizó González.

“La necesidad de que en unas futuras elecciones participen todos los actores políticos: la declaración que se negó a apoyar no contradice esa posición”, añadió.

Ver también: Con el dictador no caben “medias tintas”

Táctica del zigzagueo es pésima

“Es inexplicable que Costa Rica no tuviera representación adecuada en la reunión del Grupo de Lima y luego no firmara una declaración que no dice nada que Costa Rica no haya suscrito antes”, reaccionó el exvicepresidente Kevin Casas.

“Cualquiera sea la razón, tengamos cuidado: los vaivenes nos pueden condenar a la irrelevancia”, advirtió.

“El zigzagueo es una pésima táctica de la política exterior, y Costa Rica ha comenzado a zigzaguear, sin argumentos de peso, ante la dramática situación de Venezuela”, cuestionó el periodista y exembajador ante la ONU, Eduardo Ulibarri.

“Los cambios súbitos sin razones de peso que los respalden. La política exterior zigzagueante es mala consejera. Siempre”, insistió.

La expresidenta Laura Chinchilla respaldó en todos sus extremos la declaración del Grupo de Lima.

Y celebró que el presidente Guaidó fuese incorporado por Venezuela a dicha instancia regional.

“Celebro la incorporación de Venezuela en la figura del presidente Guaidó al  Grupo de Lima y respaldo en todos sus extremos la declaración y los esfuerzos diplomáticos que este grupo lidera”, dijo Chinchilla.

“El canciller ha sido consistente. El Presidente ha sido ambiguo”, afirmó el analista y politólogo, Constantino Urcuyo.

“El grupo de Lima no incluía intervención militar”, dijo.

“Hay momentos en los que el mandatario tico parece que no ha salido de la adolescencia. Pobre Manuel Ventura. Tanto que ha luchado por la democracia en Venezuela”, lamentó el periodista y exembajador en Venezuela, Ricardo Lizano.

Por la ayuda humanitaria y sin invasión

Relaciones Exteriores justificó la súbita posición en que para que “la celebración de elecciones libres y transparentes en Venezuela, sea abierta a la participación de todas las fuerzas políticas, las mismas deben realizarse tomando en cuenta a todos los actores políticos”.

“Considerando a todos los sectores, se podrá prevenir mayor violencia y sufrimiento del pueblo venezolano”, dijo el pronunciamiento de Relaciones Exteriores, tras la cumbre del lunes en Bogotá, encabezada por EE.UU.,  en solidaridad con el presidente interino, Juan Guaidó y de condena a la represión del régimen de Caracas contra la asistencia humanitaria.

Tras la brutal represión del fin de semana, Relaciones Exteriores también llamó a que se permita el paso de la asistencia pero la condicionó a que realice en línea con los principios internacionales de la ayuda humanitaria (humanidad, neutralidad, imparcialidad e independencia operativa.

“Costa Rica hace un llamado al régimen de Maduro para que permita la entrada de la ayuda humanitaria y evitar el sufrimiento de la población de Venezuela y a la comunidad internacional a colaborar en este esfuerzo respetando los principios internacionales de la ayuda humanitaria”, dijo la Cancillería tica.

La administración Alvarado insistió en rechazar cualquier curso de acción que implique el ejercicio de la violencia contra el pueblo venezolano, el uso de la fuerza o la intervención militar en Venezuela y aboga por la realización de nuevas elecciones en el más breve plazo con la participación de todos los actores políticos y con las garantías y estándares internacionales para una transición democrática y pacífica.

 

1 COMENTARIO

  1. Lo que no entiendo es qué le impidió al Gobierno de Costa Rica sucribir la Declaración del Grupo de Lima más Estados Unidos. Este texto, con Estados Unidos, es un gran paso en el camino de resolver el tema venezolano por las vías política y civil. No entiendo como en el momento en que el Grupo logró comprometer a Estados Unidos en una salida pacífica, entonces nosotros nos separamos.

Comments are closed.