-Califican de superhéroe al ministro de Salud

Edgar Fonseca, editor

Las autoridades se prepararon temprano para hacerle frente al virus: el decreto de emergencia nacional llegó diez días después de detectado el primer caso, de inmediato se cerraron las fronteras a personas extranjeras, se suspendieron las clases, a los trabajadores públicos se les ordenó hacer teletrabajo, se cerraron bares, restaurantes, parques, playas, se prohibieron aglomeraciones, se llamó a la población a quedarse en casa.

Así destaca el sitio Confidencial de Managua este miércoles algunas de las clave del éxito de Costa Rica en enfrentar la pandemia del coronavirus que a este miércoles 27 deja 956 contagios, 634 pacientes recuperados y solo 10 muertes tras 11 semanas de alerta sanitaria.

El informe trasciende mientras el régimen de Daniel Ortega impulsa una campaña de ataques a medios costarricenses a los que acusa de difundir mentiras sobre los estragos de la pandemia en dicho país.

El martes 26, el régimen reconoció que las muertes llegaron a 35 y los contagios a 759, pero un observatorio independiente asegura que son 404 los fallecidos y 2.323 los contagiados.

Un sistema de salud robusto, respondió oportuno

El sistema de salud, históricamente robusto por la significativa inyección de recursos que recibe, también hizo lo suyo: reforzó sus capacidades, en cuestión de once días instaló un hospital especializado para pacientes con covid-19 y contrató un avión para trasladar una donación de insumos médicos desde China, amplía Confidencial.

Medios internacionales se han preguntado en qué radica el éxito de la nación vecina. Las respuestas se hallan en las decisiones del Gobierno actual, pero también en las adoptadas desde hace décadas por su sociedad, enfatiza el reporte de la periodista Cindy Regidor de Confidencial.

En Nicaragua, el manejo ha sido opuesto al de Costa Rica. “Ha sido complejo ver la diferencia abismal que hay en el manejo de los dos países”, consigna Confidencial. 

1 COMENTARIO

  1. En Costa Rica llevan más de 60 años preparándose para situaciones extremas. Las mismas medidas no hubieran dado resultados similares en Nicaragua.
    El virus sitió los países, no todos estaban preparados para soportar un asedio prolongado. Panamá, con mejores condiciones económicas que Costa Rica, ha tenido más de 250 contagios diarios hasta tener un pico de más de 300 en el mes de mayo.
    El país más vulnerable es El Salvador agravado ahora por la furia de la naturaleza. Las medidas tuvieron que ser drásticas en ese país.
    La mejor arma de Costa Rica contra el covid fue el alto grado de educación de sus ciudadanos. Hagan un recuento de cuantos afectados eran extranjeros o inmigrantes. ¿Cuantos estaban debajo de la línea de pobreza? ¿Cuantos tenían un bajo grado de escolaridad?

Comments are closed.