Juan Carlos Bonilla * Comunicador

Una ola de reacciones ha causado un accesorio que lució la Ministra de Planificación, en la concurrida Conferencia de Prensa de Casa Presidencial, donde se da a conocer el informe de los avances de la pandemia del Covid-19.


Mi comentario lo voy a enfocar desde dos campos.


Primero desde el punto de vista del protocolo.

La teoría del protocolo indica que las banderas de los países no son elementos decorativos, ni objetos de utilería. Las banderas deben utilizarse con respeto y decoro, porque ellas representan a las naciones y a sus pueblos. De hecho, existe una rama denominada vexilología, que es la ciencia que se especializa en el tema de las banderas y los escudos.
Para el caso específico de Costa Rica, la Ley que regula el uso de nuestros símbolos nacionales, en su artículo No. 14 señala textualmente: “Ni la Bandera Nacional ni la combinación de sus colores, ni el Escudo Nacional podrán en ninguna ocasión tomarse como distintivo ó divisa de partidos ó asociaciones políticas, literarias, comerciales ú otras.”.

Por lo tanto, no es correcto usar las banderas de los países para la confección de prendas de vestir, para diseñar accesorios o para cualquier otro fin que no sea la representación de su pueblo.


El segundo punto de vista parte del campo de la imagen.
Los jerarcas comunican, tanto por sus discursos orales o escritos, como por todos los lenguajes no verbales, entre los que se incluye su vestimenta.

Les dejo este link de la periodista Vicky Lunas Salas, quién es especialista en el entrenamiento de voceros, con mucha experiencia en television, quién explica, mejor que yo, la importancia en la elección de los accesorios, por el ruido que estos pueden causar al mensaje. (#vocería Comunico con éxito Vicky Luna Salas )

Decía mi profesor de la Universidad, don Mario Zeledón, que la comunicación es multisignificante, y que los ejes semánticos se pueden multiplicar de forma exponencial (como el Covid-19), para llevar el mensaje hasta significados que nunca estuvieron en la intencionalidad del emisor.


Mejor ejemplo que este caso no podría encontrar.

Fuente: Facebook, Juan Carlos Bonilla, Experto en comunicación pública

1 COMENTARIO

  1. Creo que la ministra es una de las personas más brillantes que he escuchado en mi vida, al mirarla lo primero que pensé fue, y esta que hace aquí de ministra de economía.
    Pero cuando abrió la boca, me quedé con la mía abierta, su facilidad de palabra, rapidez de mente, inteligencia y atino no lo he visto ni en políticos de los países más ricos del mundo
    Así que no me la toquen con esas trivialidades, se pone la bandera porque ama a su país

Comments are closed.