Edgar Fonseca, editor/Foto Confidencial, Managua

Al menos 500 nicaragüenses, en su mayoría mujeres y menores, que crearon una emergencia sanitaria en la última semana en Peñas Blancas al intentar avanzar a su país y fueron rechazados por tropas antimotines del régimen de Ortega, pueden volver a Costa Rica y Migración decidirá, caso por caso, confirmó a PuroPeriodismo.com la Dirección General de Migración y Extranjería.

Cada solicitud se valorará de forma individual, en revisión detallada de cada caso, siendo la DGME la instancia que aprobará o no su reingreso a Costa Rica, citó un comunicado enviado a este editor.

Esto aplica –agrega el comunicado– únicamente para quienes en este momento se encuentran en frontera, ya que de lo contrario, quien no presente prueba COVID19 negativa, ni siquiera se le autorizará su salida de Costa Rica. 

La decisión de Migración fue destacada esta tarde por medios en Nicaragua.

Los nicaragüenses rechazados por Nicaragua podrán ser readmitidos por Costa Rica, pero para ello deberán solicitar la anulación de su egreso y cada caso será valorado según la situación migratoria de la persona, destacó el sitio Confidencial con base en un informe de Migración-Costa Rica.

El análisis de cada caso se hará con base en una directriz del Ministerio de Salud, Lineamiento general para el egreso de personas viajeras hacia la República de Nicaragua por puesto migratorio habilitado, consigna el sitio.

El documento –asevera dicho sitio– fue publicado tras la crisis humanitaria que se vive en Peñas Blancas hace más de una semana, debido a que el Gobierno de Daniel Ortega no permite el ingreso de nicaragüenses que no porten una prueba de covid-19 negativa, y tampoco la brinda.

Todos los casos serán analizados

Más de 500 nicaragüenses están en territorio nica, pero sin poder entrar a su país y han generado una grave emergencia sanitaria al estar a la intemperie a escasos metros de la valle fronteriza con el vecino paìs que movilizó tropas antimotines para impedir su ingreso..

El sitio Confidencial detalla el lineamiento oficial que indica que “la persona que sea rechazada por la República de Nicaragua por cualquier situación relacionada con temas sanitarios (presentar sintomatología, rechazo de la prueba PCR, u otros de ese tipo), podrá ser admitida en Costa Rica, en virtud de que no se materializó el egreso, no obstante, para ello deberá proceder de inmediato a solicitar la anulación del egreso y demás actos administrativos colaterales que se hayan emitido a su egreso, en la oficina de la Dirección General de Migración y Extranjería, en caso de no hacerlo así no podrá esa institución anular las eventuales medidas sanitarias de impedimento de ingreso emitidas contra la persona al momento de su egreso”.

Según Migración, en cada caso deben valorar los casos, por ejemplo, no es el mismo caso una persona que es residente en Costa Rica, tiene su cédula al día, salió y se encuentra ahí varada en la frontera con Peñas Blancas.

También analizarán si la persona tiene un estatus migratorio regular en Costa Rica y sí se puede proceder a anularle su sello de egreso para volver a readmitirlo. Es un caso que podría darse, podría permitirse el reingreso”, informó la oficina de Comunicación de la Dirección de Migración y Extranjería al medio nicaragüense.

“Lo que se indica es que se va a estudiar cada caso en particular para ejercer la autorización de reingreso, según el caso de cada una de las personas, enfatizó la fuente oficial, de acuerdo con el sitio nicaragüense.

El caso de Jessica Salvador y su hijo de diez años

La nicaragüense Jessica Salvador, tenía 25 años de vivir en Costa Rica y se disponía a regresar definitivamente a su país junto con su hijo de diez años y de nacionalidad costarricense. Pasaron cuatro días varados en Peñas Blancas, pero lograron reingresar a suelo tico el sábado 25 de julio.

“Yo nunca me preocupé por sacar la residencia, nunca me interesó. Al ver la situación hablé con Migración y les dije que tenía a mi hijo conmigo y es tico”. Salvador entró a Costa Rica en enero con visa de turista, la cual normalmente es válida por tres meses, pero debido a pandemia de coronavirus, las autoridades extendieron su validez hasta noviembre de 2020. Con base a esa visa de turista, Migración le anuló el sello de salida y ahora podrá quedarse en el país por cuatro meses más.

¿Qué pasará con los migrantes nicas indocumentados?

Al consultar por el caso de quienes fueron rechazados por haber ingresado por puntos no habilitados o por haber permanecido de forma irregular en el país o bien en el caso de los solicitantes de refugio que desistieron del trámite, la respuesta fue que “todos los casos se van a valorar”.

Tampoco –según el sitio– hubo respuesta sobre el proceso mediante el cual los nicaragüenses varados en Peñas Blancas desde hace más de una semana podrían solicitar su reingreso a suelo tico.

———————————————————————————————————————————————————-

Migración verá caso por caso

*Migración: para salir hacia Nicaragua debe llevar su prueba COVID19 negativa*


Ante la situación de las personas nicaragüenses que se encuentran en la frontera de Peñas Blancas, en territorio de Nicaragua, sin la autorización de ingreso a ese país, tomando en consideración la resolución administrativa N° DJUR-0109-07-2020-JM de Migración y el Lineamiento de Salud “LS-SI-022. Lineamiento general para el egreso de personas viajeras hacia la República de Nicaragua por puesto migratorio habilitado.

Ante la alerta por (COVID-19)”, en imperativo indicar en relación al  reingreso a Costa Rica de estas personas, que:


1. En este momento, las fronteras costarricenses continúan cerradas.

Ninguna persona podrá *ingresar* al país vía terrestre, inclusive después del 01 de Agosto.2. Toda persona, nicaragüense o de cualquier nacionalidad, que pretenda salir del país hacia Nicaragua, deberá presentar un examen de prueba COVID19 con resultado negativo. *Sin este este examen, no se le autorizará la salida del territorio costarricense.

*3. La persona migrante que se encuentra en este momento en la frontera de Peñas Blancas,  y que no ha sido autorizada por Nicaragua para ingresar porque no presentar su prueba COVID 19 negativa, podrá solicitar la anulación de su salida del país, y de los actos administrativos colaterales que se emitieran en su egreso. 


Cada solicitud se valorará de forma individual, en revisión detallada de cada caso, siendo la DGME la instancia que aprobará o no su reingreso a Costa Rica. Esto aplica únicamente para quienes en este momento se encuentran en frontera, ya que de lo contrario, quien no presente prueba COVID19 negativa, ni siquiera se le autorizará su salida de Costa Rica. 


Es importante recordar que toda persona que requiera salir hacia Nicaragua deberá llevar una prueba COVID19 con resultado negativo, y esta prueba deberá realizarla con sus propios recursos, a través de diversas clínicas privadas. La Caja Costarricense del Seguro Social y el Ministerio de Salud no aplicarán estas pruebas con el fin de presentar el requisito para salir del país.

  • Fuente: Dirección General de Migración