Edgar Fonseca, editor/Foto hotelpuntaislita.com

La Fiscalía General confirmó que investiga al presidente Carlos Alvarado por un presunto delito de enriquecimiento ilícito en razón del cuestionado viaje de fin de semana con su “burbuja familiar” a Punta Islita, Nandayure, Guanacaste.

“En respuesta a su consulta, la Fiscalía General confirmó que la Unidad Especializada de este despacho abrió una investigación de oficio, bajo la causa 20-000044-0033-PE, en contra del señor Alvarado por el presunto delito de enriquecimiento ilícito, a fin de determinar si existió o no alguna conducta delictiva”, respondió Sharon Hernández, portavoz de la Fiscalía, ante consultas de este editor.


Debido a que el caso está en una etapa que es privada, no es posible dar más detalles, en apego al artículo 295 del Código Procesal Penal, agregó la fuente judicial.

El presidente Alvarado rechazó que haya fundamento para la investigación.

Es un derecho de la Fiscalía emprender las investigaciones que estime pertinentes y lo respetamos. Pero el apego a la razón, a la lógica y a la ley deja absolutamente claro que aquí no hay delito alguno, agregó.

Tenemos total confianza en que no hay fundamento alguno para esta investigación, que además es un claro exceso, aseveró el comunicado de la Presidencia.

Interviene también la Procuraduría

La Procuraduría de la Ética Pública anunció a las 5:10 p.m. de este martes que se apersonó, en condición de víctima, al proceso penal seguido bajo sumaria 20-44-33-PE que, en etapa de investigación, tramita la Fiscalía General de la República contra Alvarado.

Lo hace, sostuvo, en representación los intereses del Estado costarricense.

El apersonamiento en condición de víctima –según dicho ente– le permite participar en la investigación penal aportando pruebas y ejerciendo las acciones civiles que correspondan para reclamar los daños y perjuicios que se estimen pertinentes, en caso de que se configure un delito contra los Deberes de la Función Pública, agregó la Procuraduría. 

La Procuraduría informó que le requirió a la Fiscalía General de la República copia completa del expediente penal para ejercer sus competencias. 

El polémico viaje

El Presidente de la República cubrió todos los gastos de su burbuja familiar, durante el descanso que tomó este fin de semana, respetando los protocolos sanitarios, después de muchos meses de atender todos los días de la semana temas críticos para el país, destacó un comunicado de Casa Presidencial la noche del domingo.

Absolutamente todos los gastos de transporte, alojamiento y alimentación suyos, de su esposa y de su hijo fueron asumidos por el presidente Alvarado, agregó el comunicado.

El costo de la habitación –detalló la versión oficial– fue de $690,00 en total por las tres noches, de viernes a domingo, que se alojaron en el hotel. Los costos de alimentación de la familia ascendieron a $497,20 en total. Se adjuntan las facturas del caso. 

En helicóptero de ida y regreso

De ida y regreso –confirmó Casa Presidencial– el mandatario viajó en helicóptero, por la distancia hasta Nandayure y el emplazamiento del hotel, en una logística que fue organizada por don André Garnier (ministro enlace con sector empresarial) pero cubierta a partes iguales.

El viaje de ida –añadieron–bse realizó el viernes en una aeronave propiedad de Servuss S.A., en la cual tiene participación el señor Garnier, y la parte correspondiente al Presidente tuvo un costo de $930,00, que le depositará a don André (ver capturas de e-mail adjuntas). El viaje de regreso, a tempranas horas de este lunes, fue realizado en una aeronave de la empresa Viajes Especiales Aéreos S.A. (VEASA) y tuvo un costo de $1627,20 por el 50 por ciento del costo correspondiente al Presidente, pues el señor Garnier pagó la mitad que le correspondía por él y su esposa, es decir una suma igual.

Se adjunta la factura del caso, detalló el comunicado oficial.

La Presidencia enfatizó que Alvarado trabajó y dirigió la sesión virtual del Comité Operativo de Emergencias (COE) que inició a las 9 am, en el cual se analizaron y adoptaron los cambios en medidas que, como es  público y notorio, se dieron a conocer ese mismo día a la 1:25 pm, agregó la Presidencia.

Y –agregaron– ayer lunes por la mañana a las 9:00 am participó en su primer acto público, que fue la sanción de la Ley 9877 Contra el Acoso Sexual Callejero en presencia de Ministras, una diputada y varias activistas que impulsaron dicha legislación.

Finalmente –puntualizó la Presidencia– reiteramos que las reglas sanitarias señalan que en los cantones en alerta amarilla, como Nandayure, los establecimientos “con permiso sanitario de atención al público podrán abrir de manera regular y continuar la fase III de reapertura de lunes a domingo…“, lo cual incluye a los hoteles (ver apartado “Establecimientos habilitados en alerta amarilla“ en https://sites.google.com/presidencia.go.cr/alertas/regulación-de-establecimientos/establecimientos-en-alerta-amarilla).