PuroPeriodismo, Holanda/ Foto Rob Engelaar, ANP, De Telegraaf, Amsterdam

El primer ministro holandés, Mark Rutte, condenó este lunes los disturbios del fin de semana contra las restricciones impuestas por el coronavirus como “violencia criminal”, informa la cadena BBC de Londres. 

Los manifestantes atacaron a la policía y prendieron fuego a automóviles y bicicletas para protestar contra el toque de queda introducido el sábado. 

En la ciudad sureña de Eindhoven, los manifestantes lanzaron fuegos artificiales, saquearon supermercados y destrozaron escaparates.

Ver también: BBC

 Hubo protestas más pequeñas en Ámsterdam y en algunas ciudades y pueblos de todo el país. Más de 200 personas han sido detenidas, dijo la policía, según BBC. 

“Esto no tiene nada que ver con la protesta, es violencia criminal y la trataremos como tal”, dijo Rutte a los periodistas el lunes.

Especial PuroPeriodismo: De Telegraaf, Amsterdam