Edgar Fonseca, editor

El presidente electo Rodrigo Chaves se opuso ayer a que los diputados salientes aprueben una rebaja de ¢100 al impuesto único de los combutibles porque, alegó, eso abriría un hoyo fiscal de unos ¢250.000 millones.

“Le pido a los diputados actuales responsabilidad, porque están cortando ingresos del Estado por ¢250.000 millones por año, y lo que dicen es que el Gobierno buscará dónde cortar”, advirtió en su primera conferencia de prensa como mandatario electo.

“Y cuando el Gobierno tenga que cortar y le manda la propuesta de corte, ellos tendrán el derecho constitucional de decir sí o no”, añadió.

“¿Por qué no tienen la visión completa del caso? ‘Cortemos ¢250.000 millones de ingreso y aquí están los ¢250.000 millones que nosotros queremos cortar’, retó.

“Muy bonito comerse la miel sin tener que picarse con las abejas, o las avispas, y eso no me parece a mí justo con el pueblo”, criticó.

Cambios a convenio con FMI

Chaves también anunció posibles cambios al convenio de Servicio Ampliado negociado por el actual gobierno con el FMI por el cual el país accedió a un crédito por $1.778 millones. El acuerdo fue aprobado el 1.º de marzo de 2021.

“Pienso que el actual convenio fue poco ambicioso y yo quisiera ir donde el Fondo a decirle: ‘¿Sabe qué? Usted me estaba pidiendo que caminara dos kilómetros y nosotros queremos correr cinco’, y estoy seguro, conociendo al FMI, que ellos lo van a recibir con beneplácito”, dijo.

Sin nombres para gabinete

El mandatario electo también pidió “paciencia” en cuanto a la designación de miembros del próximo gabinete.

Un equipo de su confianza hace las correspondientes valoraciones, dijo.