Edgar Fonseca, editor/Fito Bomberos CR 

El ministro de Obras Públicas y Transportes, Luis Amador, fue vehemente ante diputados y periodistas que él nunca giró la orden de reapertura del paso por el sector de Cambronero, Alto De Santiago Ramón, donde el sábado anterior un bus fue arrastrado por un derrumbe y cayó a un guindo con saldo de 9 muertes y 55 lesionados.

“Yo nunca giré esa orden”, remarcó el jerarca.

“Yo nada más les dije: señores, no terminamos de limpiar ayer. Por favor, terminen de limpiar porque hay gente que necesita transitar hacia las playas. Diay, ustedes saben, es el fin de semana largo, todo el mundo quería llegar”, aseveró.

El diputado Antonio Ortega del Frente Amplio anunció que presentará una mocion para que comparezca el ministro Amador ante la Comisión de Infraestructura a rendir cuentas de la tragedia en Cambronero.

Tránsito abre y cierra

Según Amador, la apertura y cierre de paso corresponde por protocolo institucional a la Policía de Tránsito.

“Ellos son los que hacen la valoración de primera llegada, si ellos estiman que había un peligro tienen toda la autorización para hacer el cierre”, sostuvo la noche del martes ante los diputados del la comisión de Hacendarios.

“No lo sé, no sé por qué no hicieron ese cierre”, remarcó.

“Con respecto al protocolo, lo que a mí me indican es: Policía de Tránsito es el primero que cierra y es el que hace la apertura”, dijo.

“Pero –admitió– la apertura que hace Policía de Tránsito se basa en lo que Obras Públicas (División del MOPT) y el Consejo Nacional de Vialidad (Conavi) determinan y le instruyen a la Policía de Tránsito”.

Le informaron por chat

 “Lo que se hizo ese día, va a tener que salir en un informe donde me va a indicar cuál fue”, amplió.

“Yo no estuve en el sitio”, insistió.

“Yo no supe qué fue lo que pasó en ese momento”, agregó.

“Yo nada más supe, a las dos y resto de la tarde, donde me dicen a la 1:30 p.m. quedó habilitado”.

” ¿Cómo habilitaron? Tendremos que ver el informe. Lo que a mí me dicen verbalmente es que se siguieron todos los protocolos. No he visto el informe escrito y el informe escrito está pedido”, añadió.

 “Los videos que yo encuentro es que en el punto donde se vino este árbol y tan lamentablemente murió gente, ahí la carretera no tiene un hundimiento, que era lo que habíamos detectado en otros puntos”, declaró.

“A nivel de deslizamiento, se ve toda el agua que está corriendo. Ahí algo pasó arriba. El Conavi no tenía mapeado este punto como problemático”, informó.

La gente se desesperó

David Bonilla Martínez, chofer del bus accidentado, de la empresa Alfaro, que se dirigía a Bolsón de Santa Cruz, Guanacaste, narró a Telenoticias que, tras ser golpeados por el alud, el bus cayó vertical al guindo y en la desesperación la gente trató de salir por un hueco de la unidad Pudo haber más muertes, reconoció el conductor sobreviviente con tres costillas fracturas.

Según Bonilla, al momento de la emergencia, aproximadamente las 4:30 p.m., llovía muy fuerte en la zona.

Al momento del accidente, llovía fuertemente y el agua corría por la calle con mucha fuerza. Conducía por el sector de Los Chorros cuando sintió un golpe fuerte “en la llanta trasera izquierda del bus”, el cual giró el vehículo y lo precipitó por el guindo, añadió según dicho medio.

“El golpe me gira el bus y yo quedo viendo hacia el paredón. Acto seguido, nos fuimos hacia el bajo y yo me quedé viendo hacia el cielo (mientras caía) porque ahí fue casi vertical el asunto”, relató.

“En la desesperación, ellos empezaron a salir por un hueco que había, pero caían al río. De ahí es donde dicen que el río los arrastró”, añadió.