Edgar Fonseca, editor

Pese a ser defendida contra viento y marea por el presidente Rodrigo Chaves, la ahora exministra de Salud, Joselyn Chacón, renunció súbitamente ayer martes 7 de febrero.

Se trata de una de las más relevantes figuras del presente gobierno en renunciar en medio de investigaciones legislativas y judiciales, entre ellas el escándalo de la supuesta red de troles pagados para defender la imagen oficialista.

Su renuncia trascendió horas después que la Fiscalía General confirmó que pidió copia certificada de la declaración dada por Chacón en la comisión que investiga el caso de los supuestos pagos a troles.

La dimisión la confirmó la noche del martes Casa Presidencial.

La exministra de Salud, María Luisa Ávila, lamentó el tiempo perdido durante la gestión de Chacón.

Crónica de una renuncia anunciada. Muchos frentes innecesarios abiertos. Se le acabó el espacio político. Espero él o la nueva jerarca recuperen el tiempo que se perdió en salud. La salud no se debe politizar de esa manera: mala salud, mala política“, reaccionó Ávila en un tuit la mañana de este miércoles.

La versión oficial lamentó la decisión de la funcionaria cuya gestión se vio atrapada desde el inicio por la controversia luego de avalar medidas ordenadas por el presidente Chaves que relajaron las restricciones de vacunación y obligatoriedad de mascarillas contra la pandemia del covid-19.

Luego fue un actor clave en la abrupta decisión de cierre del centro de entretenimiento Parque Viva del Grupo Nación, medida que fue revocada por la Sala Constitucional en medio de fuertes reclamos del presidente Chaves.

La carta de renuncia de Chacón la hizo trascender el gobierno al tiempo que lamentaba en un comunicado su decisión.

Al renunciar, Chacón calificó de “honorable oportunidad” haber servido en el gabinete de Chaves.

Adujo “motivos personales y de fuerza mayor” para renunciar de manera irrevocable.

Añadió que tras el reciente fallecimiento de su señora madre, desea disfrutar de su familia “alejada del escarnio público”.

Exjefa de campaña del partido gobiernista, circulan versiones no confirmadas de su eventual paso a la Asamblea Legislativa, en caso de que alguno de los legisladores renuncie.

La exministra figuró en la papeleta oficialista en quinto lugar por San José.

Chaves la sostuvo contra viento y marea

Apenas el 8 de enero, en su primera conferencia de prensa del año, el gobernante la ratificó en su puesto y calificó de “sicarios políticos” a los periodistas y medios que repercutieron la controversia de supuestos pagos por parte de la ministra al trol “Piero Calandrelli” creado por el productor Alberto Vargas.

La conferencia fue convocada para referirse a una supuesta red de troles al servicio del gobierno, denunciada por el productor Vargas el fin de año anterior.

“Hay periodistas de medios, yo soy muy transparente, no solo este sujeto (el trol), son sicarios políticos periodistas de ciertos medios que se han dedicado a atacar a esta ministra sin razón”, afirmó Chaves en manifestaciones que fueron repercutidas por las agencias internacionales.

“Sí, hay sicarios políticos en Costa Rica. Sicario es una persona que a sueldo se dedica a asesinar… Asesino a sueldo, presunta persona contratada por gente para acabar con otras personas”, remarcó el gobernante.

Chaves defendió a Chacón aunque reconoció que la exjerarca cometió un error al hacer los pagos por ¢430 mil.

Según el mandatario, con ese caso la prensa hizo “una tormenta, un huracán, un torbellino en un vaso de agua de ¢430 mil”

La renuncia de Chacón trascendió luego que la Asamblea Legislativa confirmó este martes que la Fiscalía General pidió copia certificada de la declaración que brindó Chacón en la comisión legislativa que investiga el supuesto financiamiento irregular a partidos en la anterior campaña, entre ello una presunta estructura paralela de financiamiento del PPSD, partido sobre el cual llegó al poder Chaves.

A final de su comparecencia, al lado del abogado Juan Diego Castro, Chacón reconoció los pagos al trol pero para atacar a medios no a diputados.