Edgar Fonseca, editor/Foto Julieth Méndez, Casa Presidencial

La contralora general de la República, Marta Acosta, ratificó ayer al presidente, Rodrigo Chaves, que aplicar la ley no es una opción sino una obligación.

“En la reunión quedó claro que en nuestro sistema democrático aplicar la ley no es una opción, es una obligación”, afirmó Acosta tras la cita con Chaves realizada en el piso 13 de la sede contralora en Mata Redonda, Sabana sur, adonde el gobernante llegó acompañado de cinco ministros y un asesor jurídico.

Acosta rechazó asistir a Casa Presidencial como originalmente pretendía el mandatario.

En el encuentro de ayer, Chaves insistió en cuestionar las decisiones de la Contraloría con los proyectos Ciudad Gobierno y un controversial negocio de Racsa para adquirir escáneres destinados a combatir el narcotráfico.

Ambos proyectos fueron reprobados, por razones legales, en la instancia contralora lo que desató en fin e inicio de año una ola de ataques de Chaves y de la jefa de fracción gobiernista, Pilar Cisneros contra Acosta y la entidad que dirige.

Diferencias insoslayables

“Hay diferencias insoslayables en los temas que se conversaron”, aseveró Acosta a la prensa tras el encuentro.

“Fue un diálogo respetuoso”, dijo.

“Me siento satisfecha por la institucionalidad democrática, por la ciudadanía” añadió.

“Recordamos que somos una institución de servicio público, aunque hay diferencias insoslayables en los temas que se conversaron”, remarcó.

“También –destacó– en la reunión quedó claro que en nuestro sistema democrático aplicar la ley no es una opción, es una obligación”.

“Esta instancia no era para resolver ni cambiar de posición”, advirtió de cara a los temas llevados a la mesa por el presidente Chaves quien acudió junto a los ministros de Hacienda, Nogui Acosta; Transportes, Luis Amador; Planificación, Laura Fernández; Agricultura, Víctor Carvajal y Seguridad, Mario Zamora.

“Satisface ver también que el presidente manifestó que se van a ir a revisar, a ver cómo viabilizan estos proyectos”, puntualizó la jerarca.

Según dijo, Chaves se portó en la reunión más respetuoso en relación con algunas manifestaciones previas que había hecho con respecto a la Contraloría y a ella.

Al margen de la ley

Enfatizó que el proyecto del negocio de compra de escáneres vía Racsa lo impulsa el gobierno al margen de la ley.

“Seguimos pensando que esto se está gestionado al margen de la ley”, confirmó.

“Y eso es lo que hemos externado al señor Presidente, porque aquí podemos pasar muchas horas y nosotros creemos fielmente, y hemos analizado y entiendo la importancia del proyecto, y que el tema de los escáneres lo impulsamos de hace muchos años, pero cuando advertimos y haremos la orden es porque creemos que se está incumpliendo”, puntualizó.

“En los últimos cinco años hemos emitido en promedio 125 informes de auditoría por año. En los dos últimos años, hemos emitido 124 informes. El promedio ha sido el mismo”, precisó la Contralora al negar activismo contra la administración Chaves Robles.

1 COMENTARIO

Comments are closed.