Reportaje de profundo contenido humano de Benn Strauss de The New York Times sobre la atleta paralímpica estadounidense Tatyana McFadden, estudiante de 24 años de la Universidad de Illinois, quien destaca en las maratones en silla de ruedas.

Paralizada de la cintura hacia abajo debido a sufrir de espina bífida; creada en un orfanato en su natal St. Petersburgo, Rusia, no dispuso de silla de ruedas en su niñez. Hasta los seis años se movilizaba por sus manos. Fue adoptada por Deborah McFadden entonces directora del Internacional Children´s Alliance.

Dice The New York Times: ” McFadden nació con espina bífida, que la dejó paralizada de la cintura para abajo. Llegó al campus como una velocista condecorada, y tiene 12 medallas – tres de oro – de los tres Juegos Paralímpicos en Atenas, Beijing y Londres.

Ahora es una de los atletas en silla de ruedas de larga distancia más importante del mundo, después de haber ganado el Maratón de Boston y el maratón de Londres este año.”

En el maratón de Chicago el domingo, ella intentará convertirse en la primera persona – sin discapacidad o con discapacidad – en ganar tres grandes maratones en el mismo año.

Como si eso no fuese suficiente, practica el esquí de fondo, con planes para competir en su Rusia natal en los Juegos Paralímpicos del próximo año en Sochi.

“Creo que estoy un poco loca”, dijo McFadden.

Su entrenador de atletismo Adam Bleakney, dijo: “Ella es increíble, increíblemente talentosa.”

 

Leer más