El megaescándalo de Odebrecht

821

Las posibles ramificaciones a siete naciones latinoamericanas del megaescándalo de corrupción y sobornos de empresas brasileñas de la construcción ligadas a Petrobras están en la mira de la coalición global  Transparencia Internacional.

Operaciones de empresas en Argentina, Chile, Guatemala, Panamá, Perú, República Dominicana y Venezuela, están bajo escrutinio de Transparencia, anunció la organización. 

“El escándalo de corrupción alrededor de Petrobras es uno de los más grandes que hayamos visto en la región, no solamente por las cantidades de dinero involucradas y por los vínculos entre las elites política y económica, sino también por el daño que este sistema de corrupción ha significado para la sociedad brasileña. Algunos fiscales y policías federales, un juez y varios periodistas, están haciendo un gran esfuerzo para poner fin a la corrupción e impunidad de los involucrados. Transparencia International quiere colaborar para asegurar que los responsables rindan cuentas frente a la justicia, ya sea en Brasil o en otros países de la región” dijo Alejandro Salas, Director Regional para las Américas de Transparencia International.

La reportera Yolanda Sandoval del diario La Prensa de Panamá destacó: “Panamá juega un papel determinante en las investigaciones, debido a la línea de sucesos que hablan de la importancia de este país para Odebrecht.
Por el tamaño, el monto de la inversión y la importancia de las obras a cargo de Odebrecht, Panamá es territorio fértil de esta multilatina, cuyo líder y heredero, Marcelo Odebrecht, está en prisión en Curitiva, Brasil.
En los gobiernos de Martín Torrijos, Ricardo Martinelli y ahora Juan Carlos Varela, Odebrecht ha podido coronarse con obras insignia de cada administración.
Panamá es una pieza neurálgica en el modelo que, según los fiscales brasileños, habría usado Odebrecht para ocultar y lavar dinero los últimos 10 años”.

Leer más

Leer más: Panamá, un eslabón clave del escándalo