Alma Cortés, exministra de Trabajo y Desarrollo Laboral de Panamá, habría recibido dinero de empresas que en el pasado gobierno obtuvieron contratos con el programa Mi Primer Empleo, fondos con los que presuntamente compró varias propiedades, denuncia el diario La Prensa de Ciudad Panamá.

El dinero lo habría recibido a través de la firma Cortés, Cortés, Molino & Asociados, cita el diario.
Según dicho medio, esto lo revela la auditoría efectuada por la Contraloría General de la República al patrimonio de la exfuncionaria, investigación que detectó, además, que la dirigente de Cambio Democrático no podría justificar $2.5 millones.

La auditoría revela, por ejemplo, que a través de la empresa Servicios Múltiples Empresariales se destinaron $637 mil al citado bufete de abogados, dinero que habría sido usado por Cortés para abonar a la compra de una casa de playa en Fontanella del Mar, San Carlos, que costó $255 mil; y para la adquisición de una residencia en Royal Country, cuyo valor es de $369 mil, dice La Prensa.

El mencionado bufete también recibió otros $548 mil de parte de Moreno Law Firm, que también habrían costeado bienes de la exfuncionaria, agrega el medio panameño.

 

Leer más