El terremoto digital

306

“Lo que ha ocurrido no es un misterio. La transmisión de la información, y mejor se diría simplemente “comunicación”, por la vía digital, instantánea, global, en muchos casos gratuita o con grandes facilidades de pago, ha asestado un golpe de incalculables consecuencias a la prensa de papel, que ha reducido páginas, redacciones, circunvalaciones del globo terráqueo, en resumen, presencia social, sin que las webs, tanto de periódico clásico como autocéfalas o únicamente digitales, ocupen la totalidad de ese espacio histórico”, reflexiona en el inicio de año el maestro Miguel A. Bastenier, veterano editor y cronista de El País, Madrid.

“La proliferación de lo que se llama a sí misma “prensa alternativa” o independiente, como una guerrilla de la profesión, dicen algunos que es el futuro. Y no solo en lo tocante a la digitalización, a la que se apuntan con atrevido neologismo los autodenominados “nativos digitales”, sino para el periodismo de siempre”, agrega Bastenier.

 

Leer más

 

1 COMENTARIO

  1. No me quedó muy claro cuál es esa contrarrevolución del periodismo tradicional. El Director del Washington Post dice que contratará a 60 nuevos periodistas en el futuro cercano, pero no nos aclara cómo hará para generar los pagos de planilla de esos comunicadores extra en el periódico. La democratización de la comunicación, especialmente con los medios alternativos (entiéndase “digitales”) sigue presentando los mismos retos a la prensa comercial. La publicidad seguirá siendo el recurso de financiamiento de la generación de información y distribución de noticias. Y sin publicidad, ¿cómo podrán hacer los periódicos impresos y los medios tradicionales? — Gracias, Edgar, por compartirnos esta interesante información. Olman Martínez, Costa Rica.

Comments are closed.