Un enemigo de la prensa deja el poder

337

Edgar Fonseca, editor

El izquierdista presidente de Ecuador, Rafael Correa, cuyo mandato concluyó ayer, cerró su periodo con un virulento ataque a la prensa de su país a la que persiguió implacable a lo largo de su gestión, denuncia el sitio Fundamedios de Quito.

Como último gesto, rompió un ejemplar del diario opositor La Hora frente a las cámaras de televisión que grabaron su última cadena al país. En nueve años de gobierno, Correa forzó 5584 cadenas de TV y radio, cerro diarios, telenoticieros y noticieros de radio, persiguió y acusó a periodistas, sostiene Fundamedios.

Correa cedió el poder a su delfín Lenin Moreno, quien anunció ayer un respiro a la prensa.

Moreno prometió  que no hará más cadenas nacionales obligatorias semanales como Correa.

Moreno dijo que buscará una nueva relación con los medios de comunicación del país, después de años de confrontación que caracterizaron el gobierno de Correa. “No puede haber diálogo sin libertad de expresión (…)”, y ofreció una “relación fresca y dialogante” con los medios de comunicación. También instó a una “libertad de prensa” con altura y responsabilidad porque de hacerlo “encontrarán puerto seguro en el nuevo gobierno”, destacó el diario El Comercio de Quito.

El presidente Luis Guillermo Solís asistió a la toma de posesión de Moreno.

“Costa Rica estará presente en el acto oficial por varias razones, entre ellas por reciprocidad y porque somos vecinos que compartimos extensos límites marítimos”, justificó.

A la ceremonia no asistió el asediado presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, acorralado por una prolongada revuelta popular.

Depredador de la libertad de expresión

“Con la novena ruptura de un ejemplar de un periódico, el presidente Rafael Correa concluyó su última sabatina del 20 de mayo de 2017. En ella, también arremetió en contra de los medios privados, a los que tildó de “sinvergüenzas” y “corruptos” y descalificó a los periodistas, a quienes describió como “periodistas rockola que les ponen una moneda y tocan el disco que les pidan””, destaca Fundamedios.

Diario La Hora fue el periódico escogido para su ruptura, con la justificación de dar a la prensa “material para el próximo lunes”. En ese contexto, el Primer Mandatario saliente atacó a la prensa escrita al asegurar que “a nivel escrito se pelea (en corrupción) La Hora, El Universo y El Expreso que sacó un compendio de lo peor de los enlaces ciudadanos. Cómo disque calumniaba, insultaba, invitaba a golpes y a periódicos” . Bueno para que tengan material para el próximo lunes, aquí está diario La Hora, que entiendan que ya no sorprenden a nadie”, apuntó, mientras rompía el ejemplar, amplía la entidad dedicada a defender la libertad de expresión en Ecuador

Antes de esto, la estación televisiva Teleamazonas, fue atacada, al ser calificada como la “mejor representante de la prensa corrupta”, a nivel de canales de televisión. Sin embargo, Ecuavisa tampoco se salvó del ataque, al ser tildada de “sinvergüenza”, por haber divulgado los resultados de la encuesta a boca de urna de la empresa Cedatos, la cual dio como ganador al candidato de oposición Guillermo Lasso”, según Fundamedios.

Obligó a 5584 cadenas de TV y radio

De los nueve años del llamado gobierno de la “Revolución Ciudadana”, más de 158 días,  completos fueron dedicados exclusivamente a imponer la “verdad oficial” en los medios de comunicación radiales y televisivos ecuatorianos, a través de cadenas obligatorias. Estos mensajes del gobierno se traducen en un total de 22 841 minutos, o un aproximado de 3792 horas que salieron al aire de manera gratuita en los medios, añade un informe de Fundamedios.

Desde el 2007 a diciembre de 2016 -durante la gestión del presidente Correa- Fundamedios contabilizó la transmisión de al menos 5584 cadenas que fueron difundidas a nivel nacional, siendo el 2016 el año de mayor difusión de los productos comunicacionales del gobierno con un total de  2405 cadenas de radio y TV que suman 5874 minutos, solo en ese año”, detalla el sitio.