Corte suspende tres meses a magistrado Celso Gamboa/Drástica decisión en medio de escándalo

309

Edgar Fonseca, editor

La Corte Suprema de Justicia, estremecida por el escándalo del “cementazo”,  suspendió anoche por tres meses al magistrado Celso Gamboa, envuelto en la controversia, por una alegada relación con el empresario importador de cemento chino, Juan Carlos Bolaños en el epicentro de la polémica. La drástica decisión se dio por acuerdo firme y unánime.

Fue anunciada a las 10:56 p.m. tras una maratónica e inusual sesión extraordinaria desde la tarde marcada por las recusaciones del magistrado Gamboa contra al menos otros 11 magistrados.

La decisión de Corte Plena fue calificada como una medida cautelar gestionada por el magistrado presidente Carlos Chinchilla por dos organizaciones gremiales del Poder Judicial.

A Gamboa le aplicaron los artículos 182 y 222 de la Ley Orgánica del Poder Judicial sobre medidas disciplinarias adoptadas en sesión secreta.

Rechazadas recusaciones

A las 9:58 p.m, la Corte informó que habían sido rechazadas las recusaciones que planteó el magistrado Gamboa desde primera hora de la tarde contra otros magistrados para que no pudiesen conocer y decidir la posible suspensión en su contra.

La sesión estuvo marcada por la presentación de tales recusaciones contra al menos 11 magistrados, confirmaron fuentes fidedignas del Poder Judicial.

Los magistrados y magistradas recusados están habilitados para conocer de la medida cautelar, posible suspensión, confirmó a esa hora Sandra Castro, portavoz del Poder Judicial.

El magistrado Gamboa es objeto de un procedimiento disciplinario interno a cargo del Tribunal de la Inspección Judicial a raíz de la alegada relación con el empresario Bolaños.

El procedimiento investiga, entre otros hechos, un supuesto viaje  del magistrado Gamboa con el empresario Bolaños a Panamá en octubre del año anterior.

Gamboa sostiene que viajó a actividades personales privadas y que  la presencia de ambos en el mismo vuelo de ida y regreso fue mera casualidad.

En un inicio el magistrado alegó que viajó a Panamá a comprar ropa para un bebé.

Gamboa niega cualquier acto anómalo de su parte. “Abriré mi historial financiero a los señores diputados de la comisión que investiga créditos bancarios, La transparencia es mi única arma”, dice.

Según el sitio CR Hoy, el magistrado Chinchilla confirmó que él pidió tres meses de suspensión contra el magistrado Gamboa mientras avanza la investigación judicial interna.

Gamboa fue electo magistrado de la Sala de Casación Penal el 10 de febrero de 2016. Tuvo el respaldo de 43 diputados en una sesión en que los legisladores corrieron para nombrarlo y suplir un vacío en dicha Sala en al que compartió hasta hace algunos meses con el propio magistrado Chinchilla, quien era su presidente.

El escándalo provocó la semana anterior la suspensión por tres meses del Fiscal General, Jorge Chavarría, para investigar cuestionadas decisiones desde el Ministerio Público en relación con un proceso por supuesto tráfico de influencias desestimado contra los diputados Víctor Morales Zapata, uno de los principales operadores políticos del Presidente Luis Guillermo Solís, y de Otto Guevara, candidato presidencial del Movimiento Libertario.

El presidente de la Corte, Carlos Chinchilla, cuestionó que la Sala de Casación pudo haber sido inducida a error por la Fiscalía a desestimar la causa al omitir, supuestamente, un informe de 792 contactos telefónicos que levantó el OIJ entre el empresario y los dos legisladores.

De Gamboa, el procedimiento disciplinario también abarca si acompañó en una ocasión al empresario a una diligencia a la Fiscalía Anticorrupción, lo cual él rechaza categóricamente.

La suerte del magistrado Gamboa ha estado en el ojo de fuertes cuestionamientos públicos.

El diputado Ottón Solís, quien lidera las investigaciones legislativas del escándalo presionó tanto por la salida del Fiscal Chavarría como por la del magistrado Gamboa.

“El magistrado presidente de la Corte, Carlos Chinchilla, tiene una especial obligación de mostrar que discierne la magnitud de sus responsabilidades con el Poder Judicial y con el país. Es su oportunidad de enterrar cualquier duda sobre su comportamiento; sobre todo porque jugó un papel protagónico en la decisión de la Sala III de recomendar la desestimación de la causa contra los políticos”, dijo Solís en un reciente post.

“Si en los casos del Fiscal Jorge Chavarría (y algún otro jerarca del Ministerio Público) y en el caso del magistrado Celso Gamboa, los magistrados y magistradas no muestran comprensión o discernimiento de esas exigencias éticas superiores, le habrían fallado atrozmente al país y a nuestra institucionalidad democrática”, advirtió Solís.

Pagué mi viaje

En su blog personal, el magistrado Gamboa dijo que el cuestionado viaje a Panamá en octubre del año anterior lo pagó él. Salió así al paso de una versión divulgada por el sitio CR Hoy en cuanto a que tanto que el pago de su boleto como el del empresario procedieron de una misma tarjeta de crédito.

“Yo pagué mi boleto, los motivos de mi viaje son totalmente ajenos a Bolaños, sus créditos o negocios, este señor nunca me ha pagado nada, esto es un asunto de mi vida matrimonial que estoy resolviendo en casa”, puntualizó Gamboa.

“Me desplacé solo y allá fui recibido por una persona para actividades de carácter privado, no comerciales, ajenas a mi cargo y labor profesional”, sostuvo.

Esta es la versión que dio Gamboa ante la investigación judicial interna.

“El día de hoy conforme al plazo presentaré la contestación del traslado de cargos ante el magistrado instructor que lleva mi causa, en el documento está el detalle de mis actividades en el viaje a Panamá.

“Pagué mi boleto de mi propio dinero y no viajé con ningún costarricense al país vecino, lo sostengo: me desplacé solo y allá fui recibido por una persona para actividades de carácter privado, no comerciales, ajenas a mi cargo y labor profesional.

“Esta circunstancia personal y de fuerte repercusión en mi vida familiar, es explicada detalladamente, con los respectivos documentos, razones y pormenores en la contestación.

“Lamento mucho que una persona en el Poder Judicial o en la aerolínea se presten para un juicio mediático, para publicaciones con información que no está completa, pese a que afirman basarse en el expediente disciplinario, al que aluden de manera selectiva y con el fin de perjudicarme.

“Me seguiré defendiendo ante la instancia correspondiente, fuera de juicios mediáticos, en total respeto de la ley.

Yo pagué mi boleto, los motivos de mi viaje son totalmente ajenos a Bolaños, sus créditos o negocios, este señor nunca me ha pagado nada, esto es un asunto de mi vida matrimonial que estoy resolviendo en casa”.

En el sitio oficial de la Sala III al magistrado Gamboa se le identifica en su descripción profesional como: Máster en Criminología, Máster en Gerencia de Proyectos, Especialista en Inteligencia Policial y Licenciado en Derecho. Ex-Director de Inteligencia y Seguridad Nacional. Ex-Ministro y Viceministro de la Presidencia de la República. Ex-Ministro de Seguridad Pública. Anterior Subjefe de la Fiscalía General de la República.

En su cuenta Twitter se detalla de su trayectoria que fue ex-ministro de Seguridad y Presidencia. exdirector de Inteligencia. Comisionado Nacional Antidrogas.