Con un saldo de 48 coligalleros presos, un muerto y un herido debido a un terraplén cerró ayer miércoles un nuevo día de incidentes en las fincas de la fallida mina Crucitas en Cutris de San Carlos, informó Seguridad Pública.

Según el informe oficial, las autoridades  sorprendieron 48 nicaragüenses en condición migratoria irregular, además verificaron la muerte de uno de ellos y un herido debido al deslizamiento de tierra.

La emergencia

Cuando las autoridades se encontraba en el sitio realizando inspecciones, recibieron información de parte de uno de los nicaragüenses  de que había un coligallero muerto y otro herido dentro de la finca Vivoyet.

Oficiales de la Policía de Fronteras se desplazaron al sitio del incidente y hallaron a un hombre fallecido, de apellido Borges, así como otro de apellido Quirós, herido, ambos de nacionalidad nicaragüense, a quienes  en apariencia les cayó encima un terraplén.

Los policías fronterizos acordonaron la escena a la espera de autoridades judiciales y, el personal de la Policía de Fronteras, con equipo de primeros auxilios y su entrenamiento, realizó la inmovilización del herido por aparente fractura de clavícula. Lo evacuaron a través de la montaña para agilizar la atención y contactar a la Cruz Roja, dijo Seguridad.

Los 48 detenidos  fueron puestos a disposición de la Dirección General de Migración y Extranjería para su inmediata expulsión.

Las acciones han estado a cargo de oficiales de la Policía de Fronteras, del Grupo de Apoyo Operacional de la Fuerza Pública, de la Policía de Tránsito y de la Policía de Migración, quienes han inspeccionado la finca Vivoyet y propiedades adyacentes.

Las autoridades también detuvieron a dos costarricenses, de apellidos Mora y Coto, en el momento en que extraían oro ilegalmente en la finca Vivoyet, por lo cual fueron aprehendidos para ser puestos a la orden de la Fiscalía de Flagrancia de San carlos.