El espejo de Croacia

445

PuroPeriodismo.com/Lo mejor del periodismo

Es casi inevitable que uno piense en Croacia. En qué representa. Y no sólo como equipo que salió subcampeón del mundo sino como país que hace 20 años salió de la locura de una guerra por la independencia, dice Ricardo Roa, editor del diario Clarín de Buenos Aires.

La medalla de plata en el pecho de Dejan Lovren y la multitud detrás. En Croacia deliraron con el subcampeonato,

La medalla de plata en el pecho de Dejan Lovren y la multitud detrás. En Croacia deliraron con el subcampeonato.

En Zagreb festejaron su segundo puesto como si hubiese sido primero. Parecen haber adquirido la sabiduría básica de disfrutar lo que se tiene y lo que se consigue. Entre nosotros salir segundos es ser el primero de los perdedores. Lo hemos vivido. Lo sabemos.

No hubo quejas en Croacia. Perdieron la final, ganaron la gloria. Un subcampeón inolvidable: nunca habían llegado tan lejos. Jugaron de igual a igual y por momentos mejor contra el equipo más fuerte del torneo.

Ver diario Clarín, Buenos Aires