Edgar Fonseca, editor

Tras 12 días de violentas protestas contra un eventual acuerdo con el FMI y más impuestos, el presidente Carlos Alvarado anunció la noche de este domingo que convoca a una “mesa multisectorial” de diálogo para evitar una crisis fiscal.

“En esta Mesa Multisectorial de Acuerdos atenderemos la necesidad de la estabilidad fiscal como prioridad inmediata”, afirmó el gobernante, quien hizo la convocatoria en conjunto con el presidente de la Asamblea Legislativa, Eduardo Cruickshank Smith.

“Necesitamos tomar medidas para evitar una crisis fiscal, para garantizar el bienestar de los y las costarricenses y proteger la inversión social”, aseveró Alvarado, enfrentado a la mayor ola de protesta pública de su gestión caracterizada por una ola de bloqueos viales y disturbios en distintos sitios que este domingo se redujeron cuatro lugares en Paso Canoas y Buenos, Aires, Puntarenas.

“Queremos evitar un aumento de las tasas de interés y de la inflación, para que las personas paguen menos por sus créditos y que además tengan más dinero para consumir, así generaremos confianza para reactivar la actividad económica, el consumo, la inversión, y generar empleos”, insistió el gobernante en su mensaje.

La mesa multisectotrial iniciará sus tareas el sábado 17 de octubre con un plazo de 4 semanas. 

Una vez logrados los acuerdos de la primera etapa de diálogo, se convocará una segunda fase para tratar los temas de empleo, crecimiento y recuperación económica, citó Casa Presidencial.

La instancia se diálogo será coordinada por el programa Estado de la Nación y su facilitador será Jorge Vargas Cullell, director.

Según el presidente Alvarado, el Poder Ejecutivo asume el compromiso concreto con los resultados del proceso de diálogo tomando acciones de política pública que se enmarquen dentro de los acuerdos a los que se llegue.

En los asuntos en los que no sea posible una recomendación de mayoría de los integrantes de la mesa, el Poder Ejecutivo procederá según sus criterios, agregó.

“Costa Rica es un país diferente, de trabajo y paz, honremos nuestras raíces en este momento”, destacó Alvarado.

“Agradezco las oraciones que hacen por las autoridades del país, por Costa Rica, y ahora también por el éxito de este proceso de diálogo”, puntualizó

Respeto y armonía

El presidente legislativo Cruickshank llamó a un diálogo con respeto y armonía tras los violentos acontecimientos recientes.

“Me embarga una enorme esperanza al saber que las representaciones de los diversos sectores tendrán espacio de plantear sus propuestas e intercambiar perspectivas en un ambiente de respeto y armonía, y en apego a las vías democráticas e institucionales”, dijo el jerarca legislativo.

“Como Presidente de la Asamblea Legislativa, hago un llamado a todas las partes, a los diversos sectores y a las fracciones legislativas para que se sumen y respalden este esfuerzo que hoy convocamos”, añadió.

Paralelo a la mesa multisectorial, el gobierno anunció el inicio de un proceso para acercarse a las diferentes regiones del país y atender las necesidades inmediatas. Para ello convocará a las fuerzas vivas de las comunidades.