Edgar Fonseca, editor

La gerencia general de la CCSS atribuye “aparente pérdida objetiva de confianza” a dos funcionarios vinculados en procesos administrativos a los escándalos de cuestionadas compras millonarias de insumos sanitarios durante la pandemia.

La gerencia general de la Caja Costarricense de Seguro Social (CCSS) anunció este jueves que emitió Resolución Inicial de Traslado de Cargos para los dos funcionarios por aparente pérdida objetiva de confianza en la tramitología de los procedimientos de compras excepcionales para la atención de la pandemia covid-19.

Según la entidad, la Resolución Inicial de Traslado de Cargos es contra un funcionario de apellidos Vindas Céspedes y otro de apellidos Porras Meléndez, siendo que, el desarrollo de las etapas del procedimiento administrativo estará a cargo de un equipo de abogados constituido por las licenciadas Ana Gabriela Bolaños Arias, Zeidy Benavides Campos y Heyleen María Walsh Miranda.

El informe oficial añadió que autoridades institucionales informarán oportunamente de otras acciones administrativas que se deban considerar, de detectarse conductas del personal funcionario supuestamente irregulares.

La CCSS tiene bajo revisión al menos 45 compras extraordinarias hechas durante el año anterior en la atención de la pandemia sobre algunas de las cuales surgieron cuestionamientos que son investigadas por la entidad, la Contraloría, la Asamblea legislativa y el Ministerio Público.


45 compras extraordinarias bajo revisión

La CCSS informó el domingo 22 de noviembre que sigue procesos internos a 25 funcionarios y “mantiene una estricta revisión de 45 órdenes de compra” de equipo y material sanitario tramitadas con urgencia por la emergencia de la pandemia.

La Gerencia General ratificó que “mantiene una estricta revisión de 45 órdenes de compra, y sus respectivos expedientes de contratación directa por excepción, con el objetivo de determinar si los procedimientos se ajustan a la normativa vigente y a los fines públicos, o si bien podrían existir eventuales responsabilidades del personal funcionario involucrado en la tramitología”. 

La Caja informó de seis contrataciones cuestionadas pero admitió que hay otras compras, sin dar detalle, bajo investigación.

Según la institución, en uno de los casos: la compra de 5 millones de unidades de mascarillas, el producto no fue entregado por la empresa contratada MR Comunicaciones Políticas.

Otro casos investigados se refieren a:

-adquisición de mascarillas quirúrgicas descartables, por la cual investigan a seis funcionarios

-compra de respiradores filtrantes de partículas, por la cual están bajo proceso cinco funcionarios

-compra de anteojos de seguridad que no fueron entregados

-atrasos en la entre una compra de bata limpia

El comunicado oficial fue hecho llegar a los medios a las 3:58 p.m. de este domingo.

Crecieron los trámites excepcionales

La gerencia general reconoció que a raíz de la pandemia por covid-19, aumentó la frecuencia en el uso de procedimientos legales excepcionales para garantizar la continuidad de la prestación de los servicios de salud, particularmente a partir del Decreto Ejecutivo N° 42227-MP-S publicado en la Gaceta N° 51 del 16 de marzo de 2020, en el que se declaró Emergencia Nacional ocasionada por la covid-19.

Como resultado, según dicha gerencia, ha accionado medidas cautelares y otras acciones administrativas en los procedimientos excepcionales contractuales en revisión de la dinámica de estos procesos acorde con sus respectivas actividades y responsables.

Bajo investigación

Las acciones e investigaciones internas se dan en:

– la compra directa No. 2020CD-000093-5101, y con fundamento en el Informe de Auditoría Interna No. ASSAI-RH-67-2020 “RELACIÓN DE HECHOS SOBRE LA CONTRATACIÓN DIRECTA 2020CD-000093-5101, PROMOVIDA PARA LA ADQUISICIÓN DE MASCARILLA MÉDICA DESCARTABLE”, se hizo necesario someter a investigación administrativa lo actuado en el procedimiento de compra, considerando la Gerencia General también la necesidad del dictado de una medida cautelar en resguardo de los intereses institucionales.

Por ese caso, mediante resolución administrativa No. GG-2355-2020 de la Gerencia General, del 17 de agosto del 2020, ordenaron la separación temporal del cargo del Gerente de Logística en ejercicio, Luis Fernando Porras, y de dos de sus asesores.

También, según la CCSS, mediante la resolución administrativa No. GG-2729-2020, de la Gerencia General, emitió medida cautelar de traslado temporal contra el Director de Aprovisionamiento de Bienes y Servicios, y contra la jefatura del Área de Adquisiciones de Bienes y Servicios de la Gerencia de Logística. 

Mencionaron, además, que el gerente general de la CCSS delegó la instrucción del procedimiento administrativo al Centro para la Instrucción de Procedimientos Administrativos (CIPA) mediante oficio No. GG-2375-2020 en contra de nueve funcionarios.

Empresa no entregó bienes contratados

Respecto de la orden de compra No. OC-11606 del contratista MR Comunicaciones, la Caja confirmó que la empresa no entregó los bienes contratados (5 millones de unidades de mascarillas), y se dio inicio con las gestiones administrativas para el procedimiento administrativo de resolución contractual y sancionatorio contra la empresa.

Lo anterior con base en lo que consta en los expedientes administrativos de ejecución contractual.

Adquisición de respiradores filtrantes

Otro caso investigado se refiere a la compra directa No. 2020CD-000062-5101, ejecutada de forma urgente para la adquisición de respiradores filtrantes de partículas.

Según la entidad, mediante oficio de la Gerencia General No. GG-2828-2020, del 28 de setiembre de 2020, se ordenó la instrucción de un procedimiento administrativo ordinario de responsabilidad disciplinaria y de responsabilidad patrimonial contra cinco funcionarios y la empresa adjudicataria MR Comunicaciones Políticas S.A. en representación de KAI FIGT INC, con la señora Miren Martínez Ruiz como Directora General. 

Mascarillas quirúrgicas descartables

Sobre la compra directa No. 2020CD-000064-5101, para la adquisición de mascarillas quirúrgicas descartables, presenta a seis funcionarios que se están investigando (por eventuales incumplimientos técnicos), esta compra que fuera adjudicada a la empresa INTERCONSULTORÍA DE NEGOCIOS Y COMERCIO IBT S.A se hace con fundamento en el Informe de Auditoría Interna No. ASSAI-RH-66-2020 “RELACIÓN DE HECHOS SOBRE LA CONTRATACIÓN DIRECTA 2020CD-000064-5101 PROMOVIDA PARA LA ADQUISICIÓN DE MASCARILLAS QUIRÚRGICAS DESCARTABLES” mediante el oficio de la Gerencia General número GG-2636-2020 con fecha del 8 de setiembre de 2020.

Anteojos de seguridad

Otra compra urgente investigada es de anteojos de seguridad que no fueron entregados a la institución.

En la compra directa No. 2020CD-000056-5101, promovida para la adquisición de Anteojo de Seguridad Tipo Aerodinámico Claro, se envió al CIPA para iniciar el trámite de resolución contractual por incumplimiento y sancionatorio por la no entrega del objeto.

Compra de bata limpia impermeable

También investigan por atrasos en la entrega una compra de bata limpia.

Según la gerencia, se trata de la Compra Directiva No. 2020CD-000193-5101, promovida para la adquisición de Bata Limpia Impermeable Descartable. Está en trámite de resolución contractual por incumplimiento por atrasos en la entrega, confirmaron. 

La CCSS cita otras compras sin dar detalles.

En otras compras se está en la fase procedimental de cobro de cláusulas penales de momento, agregaron. 

Según la entidad, algunos de los expedientes contractuales están siendo analizados por el Ministerio Público para la determinación de las acciones que pudieran corresponder.

Por esta razón, la CCSS o sus jerarcas, alegan que  “respetuosos de los procesos, no pueden referirse con mayor detalle para evitar potenciales afectaciones a los mismos en las etapas que se encuentran”. 

“Es importante resaltar la flexibilidad y la agilidad que reviste el trámite contractual para las compras excepcionales, sin que esto implique, que no deban existir las garantías y controles, en tanto se está en presencia del manejo de fondos públicos y la persecución de los fines institucionales, sobre todo considerando que en todas las fases del procedimiento excepcional de contratación administrativa, deben permear los principios contractuales como lo son la fase de invitación, estudio y selección de la oferta idónea, así como la fiscalización del contrato”, citó el comunicado oficial.