Edgar Fonseca, editor

El presidente Carlos Alvarado prometió la noche de lunes que dejarían operando normalmente, antes de dejar gobierno el próximo 8 de mayo, las plataformas tributarias colapsadas desde el lunes 18 de abril debido a una acción de hackeo.

“Los servicios tanto como los sistemas son dos cosas que esperamos dejar como parte de la casa en orden”, aseguró el mandatario saliente durante la inauguración del viaducto de La Bandera en Montes de Oca, última gran obra vial de su administración.

El Ministerio de Hacienda depositó este martes el salario a 159.000 servidores del sector público mientras persiste el colapso de plataformas informáticos institucionales que alcanzó nueve días, sin visos inmediatos de solución.

“Gato casero”

  • Roberto Sasso, experto en innovación tecnológica, no descartó “gato casero” en la acción cibercriminal, según sostuvo en una entrevista con este editor. Ver ¡Jaque al gobierno digital! You Tube PuroPeriodismo
  • Exministro de Comercio Exterior, José Manuel Salazar Xirinachs: Contraloría detectó en 2019, 4.000 vulnerabilidades en sistemas informáticos del gobierno.Ver ¡Jaque al gobierno digital! You Tube PuroPeriodismo
  • Industriales de alimentos y bebidas demandan declarar emergencia nacional por la paralización de los procesos aduaneros

Depositan salarios y algunos se quejaron

Los salarios depositados corresponden a personal del Gobierno Central, Asamblea Legislativa, Defensoría de los Habitantes, Contraloría General de la República, Tribunal Supremo de Elecciones, Poder Judicial y órganos desconcentrados, se informó oficialmente.

Hubo quejas y reportes de personal de algunas instituciones al igual que pensionados que reclamaron que no les llegó el pago a tiempo.

Sin embargo, Hacienda informó que les harían efectivos los correspondientes depósitos en el resto del día.

Bajo emergencia

El pago se realizó, según Hacienda, gracias a la aplicación del pan de contingencia puesto en marcha por la Tesorería Nacional debido a la suspensión de los sistemas informáticos de Hacienda tras ser objeto de un ataque cibernético desde la tarde del domingo 17 de abril, por un supuesto grupocibercriminal denominado Conti Team.

La acción delictiva es investigada por la Fiscalía de Fraudes tras denuncia interpuesta por el titular de Hacienda Elián Villegas.

El grupo delincuencial exigió inicialmente el pago de un “rescate” de $10 millones por los archivos que secuestró. Luego rebajó su demanda a $6,5 millones.

El gobierno rechazó acceder a dicha exigencia al considerarla ilegal para el Estado, según dijo el ministro Villegas.

En medio de la emergencia cibernética, el sector empresarial denuncia un colapso en trámites adaneros en fronteras, puertos y aeropuertos.

Emergencia sector alimentario

Industriales de alimentos y bebidas demandaron al gobierno declarar emergencia nacional por la paralización de los procesos aduaneros con los que actualmente lidia el Ministerio de Hacienda y la Dirección General de Aduanas a raíz de los ataques cibernéticos, según un comunicado difundido este martes. 

Lo advirtieron en una misiva enviada al ministro de Hacienda Elián Villegas.

Destacaron que se empieza a generar un escenario de gran incertidumbre que provoca el cierre de líneas de producción a falta de materias primas, ingredientes, insumos, equipos y materiales de empaque que no encuentran salida en las caóticas aduanas de nuestro país. 

Juan Ignacio Pérez, presidente la Cámara Costarricense de la Industria Alimentaria (CACIA), enfatizó que el Poder Ejecutivo debe evitar, a toda costa, la disrupción de la cadena de abastecimiento necesaria para la producción que atiende necesidades básicas de la población, tal es el caso de los alimentos y bebidas.   

“Debemos actuar con medidas efectivas antes de que la población empiece a ver góndolas y puntos de venta vacíos”, dijo Pérez. 

Según dicho sector, las medidas anunciadas durante los últimos días son insuficientes, puesto que muchas compañías reportan la imposibilidad de planificar la producción a falta de los insumos que se encuentran entrabados en procesos administrativos que no encuentran salida ni flexibilidad por parte de la autoridad. 

Entre las principales peticiones que demandan: 

  • Mayor asignación de recursos humanos y tecnológicos alternativos. 
  • Extensión de horarios. 
  • Revisión de los procedimientos y trámites de manera manual o por correo electrónico para que, verificados por las agencias aduanales y realizado el respectivo pago de impuestos, se proceda a la liberación de la mercadería en menos de 24 horas.