PuroPeriodismo/Foto CubaNet Facebook

Al me nos 26 personas, entre ellos una mujer embarazada y un menor, murieron y medio centenar resultaron heridas ayer viernes en una explosión que destruyó gran parte del Hotel Saratoga, un hotel de lujo en el centro histórico de La Habana, dijeron las autoridades cubanas, según El Nuevo Herald de Miami.

Ascienden a 26 fallecidos tras explosión en hotel Saratoga. Han sido identificados 25.  Entre ellos, hay 4 niños y una gestante. De los niños fallecidos, uno tenía 10 años, dos 15 y uno 17. Ningún infante falleció en hospitales. Llegaron allí ya en esa condición, reportó Tribuna de La Habana, según el sitio oficial Granma.

Estallido y conmoción

La explosión, que ocurrió alrededor de las 11 a.m, levantó una columna de humo y polvo y conmocionó a los peatones que pasaban en uno de los puntos más concurridos de la capital cubana.

El número de muertos aumentó a medida que continuaban los esfuerzos de búsqueda y rescate en el área. En horas de la tarde, el gobernante Miguel Díaz-Canel confirmó la muerte de nueve personas. En la noche, el número de muertos había aumentado a 22, dijo la oficina presidencial, según El Herald.

Entre los muertos hay una mujer embarazada y un niño. No se compartieron más detalles sobre sus identidades. La oficina presidencial dijo que 50 adultos y 14 niños fueron ingresados en hospitales.

El sitio CubaNet de Miami informó de al menos 13 desaparecidos.

Las investigaciones preliminares apuntan a una fuga de gas, dijo Díaz-Canel a los periodistas reunidos en el lugar en la tarde.

“No fue una bomba ni un atentado, es un lamentable accidente”, dijo Díaz-Canel.

Él y el primer ministro Manuel Marrero visitaron algunos de los hospitales que atienden a las víctimas. Cinco niños, tres de ellos de una escuela cercana que fue evacuada, sufrieron heridas leves, dijo una funcionaria del Ministerio de Educación. Una niña de 11 años sufrió un golpe en el cráneo y fue internada en la unidad de cuidados intensivos del hospital infantil de Centro Habana pero su vida no corría peligro, dijo la directora del hospital, añade dicho sitio.