Edgar Fonseca, editor

El presidente Rodrigo Chaves le puso la lupa a los contratos de compras de vacunas contra covid-19 que, por unos de $109 millones, ejecutó la anterior administración bajo la emergencia sanitaria decretada ante la pandemia.

“Yo no los he visto todavía. Los ordenamos para que la ministra de Salud y yo los podamos ver”, advirtió Chaves la tarde del sábado tras una gira por San Carlos, la primera visita regional luego de asumir el poder el 8 de mayo.

“Todavía no los he podido leer”, añadió. 

“Llevó un proceso tener acceso y yo espero para el domingo en la tarde o el lunes empezar a leer esos contratos”, agregó.

“Los contratos son confidenciales, pero no son confidenciales entre las partes y la parte del Gobierno es la nueva ministra de Salud y el Presidente de la República nuevo, entonces, ahí veremos qué contienen esos contratos, que si tienen un cierto aire de misterio, no sé, veremos”, aseveró.

Hasta el 23 de febrero, la Comisión Nacional de Emergencias (CNE) había destinado un total de $109.189.413,01 a la adquisición de vacunas contra covid-19

Hasta esa fecha, la mayor adquisicion de dosis se dio con la firma Pfizer por $92.853.800 (85%) del total de los contratos.

El resto de compras se desglosó: AstraZeneca: $4.085.782 a AstraZeneca, Convenio Covax-OMS: $11.807.058,87, y $442.772,14 en donaciones.

Al 25 de marzo el país había recibido 12.767.785 vacunas contra dicho virus.

El 25 de octubre anterior, el entonces presidente Carlos Alvarado anunció que habían contratado con Pfize/BioNTech 3,5 millones de vacunas para el año 2022.  Estas dosis, dijo, correspondían a las aprobadas para niños y niñas de 5 a 11 años y para la tercera dosis del personal de primera respuesta, población adulta mayor y personas inmunosuprimidas.

Durante el primer contrato con Pfizer/BioNTech, la administración Alvarado adquirió 6.002.165 dosis, de las cuales había recibido hasta octubre anterior un total de 4.893.005 dosis, 81.5% del total de vacunas contratadas para dicho año, según Casa Presidencial.