Edgar Fonseca, editor

El gobierno ratificó ayer que la defensa de la integridad y soberanía del país descansa en los organismos multilaterales tras el anuncio del régimen de Nicaragua de la llegada de tropas de Rusia para ejercicios militares conjuntos.

“Hemos tomado en la Cancillería debida nota del decreto emitido por el gobierno de Nicaragua  el pasado 7 de junio, referente a la autorización de ingreso de tropas extranjeras al territorio de Nicaragua, incluido el ejército de Rusia”, destacó un comunicado del Ministerio de Relaciones Exteriores enviado a los medios a las 3:44 p.m de ayer domingo. 

La decisión del presidente Daniel Ortega fue calificada por EE.UU. como una “provocación”.

El presidente Rodrigo Chaves dijo en una entrevista con la Voz de América en Los Ángeles que reaccionaba con “preocupación” ante la llegada de tropas rusas al vecino país.

Chaves, que al inicio de su administración se mostró dispuesto a renormalizar relaciones con el régimen vecino, echó luego para atrás tras la abrupta toma por tropas nicaragüenses de la sede de la Organización de Estados Americanos (OEA) en Managua.

Política de paz

Relaciones Exteriores calificó ayer el anuncio de Managua como “una autorización periódica que hace y repite Nicaragua”.

Cancillería reafirmó, a la vez, la tradicional política de paz de Costa Rica.

“Reiteramos la política de paz, buenas relaciones internacionales y de diálogo permanente que impulsa Costa Rica ante sus vecinos y la comunidad internacional, incluyendo los organismos multilaterales en los que Costa Rica basa su defensa de la integridad y soberanía nacional, tanto del territorio como de los mares”, puntualizó el pronunciamiento oficial.


Especialista en seguridad nacional rusa teme que Moscú convierta a Nicaragua en una base militar contra EE. UU. y América Latina

El especialista no cree que Rusia quiera ayudar a Nicaragua en la lucha antidroga y recuerda los episodios de tráfico de estupefacientes a Moscú desde Argentina, informa el diario La Prensa de Managua

Así como lo hizo Siria, Sudán y Myanmar, Rusia puede convertir a Nicaragua en una base naval con la mirada puesta en Estados Unidos, lo que también representa una amenaza para América Latina, advirtió este sábado Stephen Blank en una columna de opinión titulada Con las fuerzas rusas listas para ingresar a América Central, ¿cómo responderá Estados Unidos?, publicada en el influyente diario estadounidense The Hill. 

Especial PuroPeriodismo: diario La Prensa, Managua

Presidente Chaves preocupado

El presidente de Costa Rica, Rodrigo Chaves, también se mostró preocupado en una entrevista con la Voz de América sobre la noticia de la invitación al ejército ruso a enviar tropas y equipos a Nicaragua, informa el diario nicaragüense.

La autorización de Nicaragua de permitir la entrada y permanencia de tropas y efectivos de Rusia en su territorio es una noticia “muy preocupante” para Costa Rica, dijo su presidente, Rodrigo Chaves, a la Voz de América.

“En estos momentos nosotros tenemos preocupaciones serias con Nicaragua”, expresó Chaves. “Hay una noticia (…) de que el presidente Daniel Ortega invitó al ejército ruso a enviar tropas y equipos a Nicaragua. Nosotros no tenemos ejército desde el año 1949, imagínese cómo nos sentimos preocupados, y con mucha razón”.

El gobierno de Daniel Ortega autorizó el martes el intercambio de naves, aeronaves, y personal militar extranjero para “fines de intercambio y asistencia humanitaria de beneficio mutuo”.

Las relaciones entre Costa Rica y Nicaragua no han despuntado desde la toma de posesión de Chaves, el 8 de mayo pasado, destaca la Prensa.

“(Ortega) no vino a la inauguración (presidencial). No hemos establecido contacto en estos momentos. Costa Rica tiene un embajador nicaragüense, pero nosotros no hemos enviado embajador a Nicaragua”, dijo Chaves.

Costa Rica es también el destino de muchos nicaragüenses que han buscado asilo huyendo de la crisis política en su país.

“Costa Rica ha recibido a cientos de miles de migrantes, casi un 15 por ciento de nuestra población (es) de Nicaragua, que les estamos dando salud y educación a un alto costo para nuestro espacio fiscal”, dijo Chaves, según La Prensa.

Costa Rica necesita ayuda para abordar el tema de los inmigrantes, dijo Chaves recientemente ante las Naciones Unidas.

“Tenemos entre un 15 y un 20 por ciento de nuestra población que son migrantes: algunos refugiados, algunos de manera irregular. Eso le pone presión a nuestro sistema de salud pública y nuestro sistema de educación”, dijo el presidente.