Edgar Fonseca, editor

Otro menor de 16 años fue entregado la madrugada de este martes por sus padres ante el OIJ de Cartago por su presunta vinculación con la muerte del joven Marco Calzada, de 19 años, hecho ocurrido a medianoche del sábado en el denominado barrio Chino, La Soledad, San José.

La versión la confirmó el OIJ.

El menor fue remitido con un informe al Ministerio Público.

Se trata del segundo menor presentado por parientes en las últimas horas ante los tribunales tras el suceso acontecido con Calzada.

El domingo, una madre presentó a su hijo de 14 años, igualmente ante el OIJ de Cartago, supuestamente relacionado con el suceso.

Las autoridades presumen que los atacantes del joven Calzada fueron al menos cuatro, según captaron cámaras de seguridad en el sector.

La emergencia se presentó a eso de las 11 p.m.

La víctima había compartido con unos amigos en un bar del sector de La California.

Les dijo que iba a ir al año y luego de ello no se volvió a saber de él, hasta que fue encontrado fallecido a la entrada del barrio Chino, lesionado con dos heridas de puñal en el cuello.

A parecer fue atacado para despojarlo de su celular.

Otros dos de los sospechosos siguen en fuga.

Segundo caso en menos de una semana

La muerte de Calzada se trató del segundo caso similar, asalto con saldo de muerte, en menos de una semana en el sector aledaño a la Plaza de la Democracia, reveló OIJ este martes.

Agentes del Organismo de Investigación Judicial (OIJ) destacados en la Sección de Homicidios, detuvieron en el sector de Avenida 3 a un sujeto de 23 años, quien figura como sospechoso del homicidio de un hombre de 23 años identificado como de apellido Barberena, citó un reporte oficial.

De acuerdo con el informe preliminar, los hechos con los que se le relaciona se dieron el viernes 24 de junio del presente año, en el sector de Cuesta de Moras, cuando aparentemente el sospechoso interceptó al hoy fallecido, y lo hirió en dos ocasiones con arma blanca al parecer para despojarlo de sus pertenencias.

Barberena –según OIJ– presentaba una herida en la espalda y otra en el tórax por lo que fue trasladado al Hospital Calderón Guardia, donde falleció el domingo anterior. Los agentes de la Sección de Homicidios, luego de realizar varias diligencias policiales, lograron la detención del sospechoso.

El detenido quedó con un informe a las órdenes del Ministerio Público, para que se le determine su situación jurídica.


Sueños de una gran empresa

“Soy un joven Estudiante de Ingeniería en Ciencia de Datos con amplia experiencia en trabajos grupales y roles de liderazgo. Soy apasionado por el boxeo y el voluntariado. Mi meta es ganar el suficiente conocimiento y experiencia para consolidarme como desarrollador en una gran empresa”.

Así se describía en el perfil Linkedin el joven Calzada, cuya muerte ha causado profunda conmocion en el país.

El sitio ACI Prensa de la Iglesia Católica destacó la repercusión de su caso y el pronunciamiento de la Conferencia Episcopal de Costa Rica tras el hecho.

“Con profundo dolor expresamos nuestras condolencias a la familia del joven Marco Calzada, quien fue asesinado con tan solo 19 años. Sabemos que la familia de Marco es católica, misionera y que él participaba de la Juventud de Schoenstatt”, indicó la CECR en sus redes sociales.

“Elevamos a Dios una oración por el dolor que embarga a todo el país por este caso y muchos otros causados por la creciente violencia. El problema de la inseguridad en nuestro país debe ser abordado de urgencia”, agrega el mensaje de los obispos costarricenses, cita ACI Prensa.

El joven, que estudiaba la carrera de Ingeniería de Datos en la Universidad Lead, era el mayor de tres hijos. Solía participar de las Misas y del grupo Juventud Masculina del Movimiento de Schoenstatt.

El P. Chavarría Estrada, sacerdote de la Arquidiócesis de San José que conoció personalmente a Marco y a su familia, escribió en sus redes sociales que estaba “profundamente conmovido” ante este “hecho de consternación”, añade ACI Prensa.

“Conocí y traté a este excelente joven, Marco, y su familia, en las Misas de 6:00 p.m. los domingos, en la Capilla del Santísimo en el Santuario Nacional Dulce Nombre de Jesús en Barrio La Pitahaya; especialmente en el 2019”.

“Confío que a sus papás Marco Calzada y Gabriela Valverde la fe en Jesucristo les sostiene, lo mismo que a su hermanita”, agregó.

El P. Estrada recordó que Marco “animaba el canto con su guitarra” y que siempre se preguntó en secreto “qué obra grande tendría para él [Marco] el Señor… ¿el sacerdocio?”.

“Muy educado, normal, natural, curioso e inquieto.  Perseveraba en el Movimiento mariano de Schöenstatt. Es su Pascua hoy, sin duda. Y que el Señor se haga el encontradizo con quienes le cegaron la vida por un celular”, concluyó, según dicho sitio.