Edgar Fonseca, editor/Foto X USMNT

La selección de EE.UU. se alzó esta noche con el título de la Liga de Naciones por tercer año consecutivo al derrotar, otra vez, 2-0, a su archirrival México en el ATT Stadium de Arlington, Texas, en medio de un bochornoso comportamiento de los aficionados aztecas que obligó al árbitro a suspender el partido al final en dos oportunidades.

Triunfo “gringo” sin apelaciones.

Pudo ser más abultado de no haber sido por las tapadas de Guillermo Ochoa.

Ni siquiera el VAR fue cómplice de los mexicanos que pidieron un penal, en el segundo tiempo, en un intento por acortar distancia ante una escuadra norteamericana que le tiene la medida en esta competencia regional.

Nuevo fracaso

Pueden pasar los técnico en el banquillo de la Selección Nacional de México y esta sigue sin poderle ganar a Estados Unidos, equipo que una vez más le repitió la dosis que tanto le gusta ante los aztecas el ya famoso ‘dos a cero’, marcador con el que por tercera ocasión consecutiva se quedaron con el trofeo de la Nations League de la Concacaf, lamentó el sitio mexicano MedioTiempo.

El equipo de Jaime Lozano volvió a las andadas, una vez más fue un equipo sin idea dentro del campo y también desde la banca, donde no hubo una pronta reacción ante el dominio de Estados Unidos, agrega dicho sitio.

Los de las Barras y las Estrellas le jugaron como siempre lo hacen a México desde que está Gregg Berhalter en su banquillo: a esperar, a y a aprovechar las jugadas al frente que se les presentan.

Los goles de Estados Unidos ante México

El primer tiempo fue equilibrado en cierta medida aunque las jugadas de mayor peligro fueron para Estados Unidos, primero Memo Ochoa salvó en un tiro de Christian Pulisic, pero después antes de que se fueran al descanso no hace su recorrido ante un disparo lejano de Tyler Adams que solo hizo ver la anotación más espectacular, destaca Medio Tiempo.

PuroPeriodismo/Medio Tiempo, Ciudad de México