Una lucha contra el estrés y el miedo dice haber vivido el sacerdote polaco  Krzysztof Olaf Charamsa, separado de sus funciones en el Vaticano luego de revelar que es homosexual, según lo afirma en entrevistas que concedió a Ill Corriere de la Sera de Italia a la versión polaca de Newsweek, informa Clarín de Buenos Aires.

Como hombre y como capellán ha llegado un momento en que me doy cuenta de que no puedo estar al margen de unas personas que son odiadas. Quiero ser transparente con ellos, pasar de las tesis a la vida, de las ideas a la revelación de la realidad. Defiendo el derecho individual a vivir el propio amor y no importa si la persona ya ha estado casada una vez, si es homosexual o heterosexual. El mensaje de amor de Dios es para todos. Creo que al revelar mi homosexualidad no hago más que cumplir con mi obligación de sacerdote”, dijo en las entrevistas.

Tras su declaración, Charamsa fue suspendido por el Vaticano de sus tareas como miembro de la Congregación para la Doctrina de la Fe, asistente secretario de la Comisión Teológica Internacional del Vaticano y profesor de teología en la Pontificia Universidad Gregoriana y en el Pontificio Ateneo Regina Apostolorumcia, de los Legionarios de Cristo, en Roma, dice el sitio CNN.com.

Leer más