El director de la Organización Mundial de la Salud (O.M.S) anunció el lunes que la agencia de la ONU enviaría un equipo a China para investigar los orígenes del mortal coronavirus, que se originó en la ciudad central de Wuhan.

En su anuncio sobre la visita de la próxima semana, El director general de la OMS Tedros Adhanom Ghebreyesus, político de carrera, dijo:

” Conocer la fuente de este virus es muy, muy importante. Podemos encontrar el virus mejor cuando sepamos todo sobre el virus, incluso cómo comenzó”, agregó. “La próxima semana enviaremos un equipo a China para prepararnos para esto”.

Tedros dijo que espera que la visita brinde una mejor “comprensión [de] cómo comenzó el virus y qué hacer para prepararnos en el futuro”.

No está claro qué encontrará la O.M.S en China, ya que funcionarios chinos han admitido haber destruido las primeras muestras del coronavirus de Wuhan. El funcionario de la Comisión Nacional de Salud de China, Liu Dengfeng, afirmó que se hizo para “prevenir el riesgo para la seguridad biológica del laboratorio y prevenir desastres secundarios causados ​​por agentes patógenos no identificados”. Después de todo este tiempo, parece que la O.M.S finalmente está admitiendo que el origen del virus fue China.

El anuncio se produce en medio de acusaciones de que Tedros había actuado para proteger a China de la ira internacional a medida que aumentaba la evidencia de que los funcionarios del Partido Comunista habían exacerbado la propagación del virus en Wuhan.

Según un informe del periódico alemán Der Spiegel, el dictador Xi Jinping le pidió personalmente a Tedros que retrasara las advertencias sobre el coronavirus chino durante una llamada telefónica.

El periódico afirmó, citando fuentes de inteligencia en Occidente, que existían pruebas de que Xi instó a Tedros a no declarar el brote de una pandemia durante la conversación telefónica, que según el periódico alemán ocurrió el 21 de enero. Xi también alentó a Tedros a no informar al mundo que el virus se podía transmitir de persona a persona.

Aproximadamente una semana antes de que ocurriera la supuesta conservación de Der Spiegel, la O.M.S. insistió en que “no había evidencia clara de transmisión de persona a persona”. En realidad, los científicos han confirmado que el virus es altamente contagioso a través de partículas de humedad en el aire. Existe evidencia de que el O.M.S. tenía motivos para creer que era contagioso ya en diciembre.

Investigaciones preliminares realizadas por las autoridades chinas no han encontrado evidencia clara de transmisión de persona a persona del #coronavirus (2019-nCoV) identificado en #Wuhan, #China

Taiwán afirmó que intentó advertir a la O.M.S de las implicaciones mortales del coronavirus en diciembre del 2019 en un mensaje a la organización, pero funcionarios de ella ignoraron al país. Taiwán no tiene permitido participar en la O.M.S ya que China niega a aceptar su soberanía, obligando a la ONU a aceptar este punto de vista.

Además Taiwán , que tiene una de las tasas de transmisión de coronavirus más bajas del mundo, denunció a la O.M.S. por ignorar sus advertencias, lo que llevó a una afirmación sin fundamento de Tedros de que Taiwán lanzó una campaña racista contra él. Taiwán, que ha luchado fuertemente contra el virus, ha donado millones de mascarillas y miles de equipos de diagnóstico a países menos afortunados.

Por otro lado además de su manejo fallido de la advertencia de Taiwán, la O.M.S. , durante algún tiempo, no negó la propaganda china de que el virus se originó en una instalación del Ejército de EE. UU. En Fort Detrick, Maryland. La afirmación inexacta se hizo en un editorial en el Global Times, administrado por el gobierno chino.

El portavoz del Departamento de Información del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Zhao Lijan, también afirmó que el ejército de los EE. UU. creó el virus y lo llevó a Wuhan, donde se encontraron las primeras muestras del virus.

Esto es una noticia en desarrollo, estén atentos para más de nuestra cobertura aquí en PuroPeriodismo.