Edgar Fonseca/Foto Facebook Marco Vargas, embajador en Israel


Corre, corre esta mañana, se preparan los israelíes y con el último rayo de sol, recibirán su nuevo año 5781 y se saludan diciendo “Shana Tova Umetuka”.


Así narra desde Tel Aviv, el embajador de Costa Rica, Marco Vinicio Vargas, la emergencia en dicha nación que volvió a ordenar un rígido confinamiento público por la agresiva escalada de contagios del nuevo coronavirus, con hasta 4 mil casos diarios.


A las 2 de la tarde — afirmó— debido a la incontrolable segunda oleada del corona virus, entramos en confinamiento por 3 semanas.
No está permitido alejarse a más de 500 metros de la casa, ojalá bajen las cifras de contagio. Feliz Año con mucha salud, añadió el diplomático.