Edgar Fonseca, editor/Foto Maynor Calderón Solís, Asamblea Legislativa

“Yo conozco a dos personas, no conozco a una organización”, respondió la mañana de este martes el diputado PUSC, Oscar Cascante, ante preguntas en la comisión legislativa que investiga posible penetración narco en partidos y municipalidades.

“No conozco a nadie más que no sean ellos que estén involucrados en el tema de la construcción”, ratificó Cascante, envuelto en la polémica por haber recibido la visita en sus despacho, en al menos 13 ocasiones, de dos individuos sospechosos de estar vinculados a una red narco desarticulada por OIJ el 28 de mayo.

Cascante respondió así ante preguntas del diputado gobiernista Luis Roberto Carranza.

La comisión fue establecida para indagar el caso del diputado Cascante y el del diputado Gustavo Viales, exsecretario PLN, quien confirmó que visitó el 6 de abril un condominio en San Joaquín Flores donde fue capturado un supuesto líder de una gran red narco en la zona sur conocido como Pancho Villa.

Viales, quien presidía la comisión de Seguridad y Narcotráfico en la Asamblea Legislativa, se vio obligado a dejar tales funciones y se separó de la fracción PLN.

Viales aseguró que visitó el condominio para recibir unos documentos en un dispositivo USB con quejas de vecinos de la zona sur sobre cuestiones hospitalarias. Negó cualquier nexo con el grupo narco desarticulado.

Visitas de sospechosos a la Asamblea

En el caso del diputado Cascante, trascendió que aparte de visitar su despacho, los sospechosos de pertenecer a una gran red narco con suntuosas propiedades en el Área Metropolitana, hicieron al menos 30 visitas a otros legisladores en los últimos dos periodos.

En su caso, un informe de la Dirección Ejecutiva de la Asamblea confirmó la llegada de los sospechosos de apellido Soto y Cartín.

La red a la que OIJ y Fiscalía los vincula era encabezada por un individuo alias Turesky.

El diputado Cascante, quien se separó de la fracción PUSC, enfatizó esta mañana que conoció a quienes llegaron a visitarlos como personas del sector construcción.

“Los conozco como personas de la construcción que en apariencia se veían honestas”, añadió.

“Yo no tengo el alcance para hacer un análisis más profundo desde ahí”, insistió.

“Ni tengo la posibilidad de determinar si están metidos en un problema legal”, aseveró.

“No vi recursos crecientes en estas personas que me levantaran sospechas”, dijo.

“No podía determinarlo”, puntualizó.