El hartazgo por la política de cero covid de China ha provocado un estallido de protestas inédito en los últimos tiempos en el país.

PuroPeriodismo/Foto BBC

Las manifestaciones que se han extendido por distintas ciudades de China han derivado en críticas al presidente Xi Jinping y al Partido Comunista chino, en una oleada de descontento muy poco habitual en un país donde la censura y la represión policial rara vez dejan ver signos de disidencia, informa la cadena BBC Mundo.

¿Cómo han empezado las protestas?

La furia de muchos ciudadanos chinos no es nueva, aunque ha sido en las últimas semanas cuando ese descontento ha empezado a cristalizar y extenderse por las principales ciudades del país, agrega dicha cadena.

La semana pasada, una serie de protestas violentas estallaron en la mayor fábrica mundial de iPhones, en la ciudad de Zhengzhou. La imágenes que se transmitieron en directo por redes sociales mostraron cómo la policía y personal vestido con monos de protección reprimieron las manifestaciones violentamente.

La fábrica había sido confinada en octubre por el aumento de casos de covid, lo que provocó que algunos trabajadores se escaparan de las instalaciones. La empresa, Foxconn, contrató entonces a nuevos trabajadores, a los que prometió mejores condiciones.

Pero estos denunciaron después que estas condiciones no se habían cumplido y eso, sumado al hartazgo por las estrictas medidas anticovid, alimentó el estallido, que tuvo una importante repercusión en todo el país.

Con los ánimos caldeados, la muerte el pasado jueves 24 de noviembre de 10 personas en el incendio de un edificio de apartamentos en Urumqi, la capital de la región autónoma de Xinjiang, fue la gota que colmó el vaso de la paciencia de muchos chinos, según BBC.

Especial PuroPeriodismo/BBC Mundo