Edgar Fonseca, editor/Foto diario El País, Uruguay

El expresidente de Uruguay, José Pepe Mujica, dijo que la pandemia del coronavirus se propagó en su país desde “los acomodados”, informa el diario El País de Montevideo.

Así lo sostuvo, el exgobernante izquierdista, en una entrevista en Instragram con Residente, exlíder de Calle 13, cita el diario.

“Estoy vivo”

Desde su casa, Residente entrevistó al expresidente. “Hola, encantado”, dijo Mujica al comienzo. “Estoy vivo”, agregó con una sonrisa. Durante la entrevista, el exlíder de Calle 13 le preguntó al expresidente qué opinaba de la situación de Filipinas y Hungría, donde “hay restricciones autoritarias” para quienes no respetan la cuarentena obligatoria. “Sentí lo de Filipinas: al que no acata la cuarentena le pegan un pegan un tiro”, respondió Mujica. “Eso no es una cuarentena, es un fusilamiento. Si no cumplís, es un suicidio”, agregó según la ehtrevista.

Empezó por “los acomodados”

Enseguida, el expresidente habló de la situación de Uruguay: “En mi país, la contaminación empezó por los acomodados, algunos que viajan. Hubo unos que fueron a un casamiento importante, de gente bien y con mucho recurso; vino una señora que había ido a Milán y ahí se armó. La quedaron como 80 y se desparramó”, agregó El País.

“Después están las pobres trabajadoras domésticas que se contagian y es una cadena. En nuestro país, el contagio tiene un origen en clases acomodadas, pero las consecuencias las padecen los pobres. Son los que tienen un salario, viven al día y esperan hacer un pesito. Esos son los más golpeados”.

Durante la entrevista, comentó qué planes de ayuda se están manejando desde el gobierno y comentó su postura frente a esta situación. “Estamos peleando para que le gobierno ponga algo, y los hombres más fuertes pongan algo para hacer una vaca nacional y para que la gente más débil pueda comer. Es bravo, porque la solidaridad y la compasión no arreglan el mercado, pero el agujero es tan grande que necesitamos un margen de medidas para que la gente de clase media para arriba pongan el huevo para que banquen esto. Pero esto es si el estado se pone, porque si se hace el indiferente y empieza con el discurso de la economía, entonces estamos fritos. Hay que golpear con una responsabilidad colectiva”, agregó el exgobernante.